Zaragoza

El derribo del convento de Jerusalén, a la espera de Patrimonio

El concejal de Urbanismo, Víctor Serrano, explicó este jueves que en el transcurso de este trámite se incorporó un informe municipal que "advertía de que el edificio puede ser objeto de catalogación".

El consejero municipal de Urbanismo, Víctor Serrano.
El consejero municipal de Urbanismo, Víctor Serrano.
Guillermo Mestre

El Ayuntamiento de Zaragoza va a paralizar el plan urbanístico que se ha proyectado para el convento de Jerusalén, junto al estadio de La Romareda. En concreto, el área de Urbanismo ha ordenado detener la tramitación de la licencia de derribo que los propietarios de los suelos –la firma Bancalé, del empresario aragonés Juan Fabre– habían solicitado. El concejal de Urbanismo, Víctor Serrano, explicó este jueves que en el transcurso de este trámite se incorporó un informe municipal que "advertía de que el edificio puede ser objeto de catalogación". 

Los servicios de patrimonio del Ayuntamiento y –si es necesario– del Gobierno de Aragón serán los que dictaminen el valor del inmueble y su posible catalogación. A pesar de que su protección podría impedir al propietario desarrollar sus planes urbanísticos, Serrano dijo que "no se contempla" la posibilidad de tener que indemnizarle. Además, aclaró que su posible desarrollo no va vinculado a la reforma de La Romareda.

Etiquetas
Comentarios