Despliega el menú
Zaragoza

Los desahucios aumentaron un 10% en la provincia de Zaragoza en 2017

Zaragoza Vivienda ha adjudicado esta legislatura 634 viviendas de alquiler social y prevé que sean 840 al término del mandato.

Pablo Híjar, concejal de Deporte del Ayuntamiento de Zaragoza.
Pablo Híjar en una imagen de archivo.
Daniel Marcos

El número de desahucios volvió a repuntar en 2017. Los casos de impago del alquiler provocaron un incremento de los procedimientos judiciales vinculados a viviendas de la provincia de Zaragoza, hasta el punto de contabilizarse los 1.461 casos frente a los 1.321 del año 2016. Los datos contratan con la tendencia general en España, que apuntan a una reducción del número de lanzamientos hipotecarios, con una caída del 3,6%.

El concejal de Vivienda, Pablo Híjar, ha hecho públicos este miércoles estos datos durante una comparecencia en la que ha señalado que desde el año 2015, cuando ZEC accedió al gobierno municipal, el Ayuntamiento ha adjudicado 634 viviendas de alquiler social, el doble que en los cuatro años anteriores. El aumento, vinculado también al propio crecimiento del parque de alquiler municipal, confirma, según Pablo Híjar, que «la emergencia habitacional» está lejos de aplacarse.

De los 1.461 lanzamientos del pasado año, el 62% (892 casos) está vinculado al alquiler. Es precisamente el impago del arrendamiento de vivienda el que está causando más problemas, dado que en 2016 se registraron 790 desahucios por este motivo (el crecimiento es del 11%). Las ejecuciones hipotecarias no aumentan al mismo ritmo y se ha pasado de 509 a 527. «Lejos de la propaganda oficial, este año 2017 marca una tendencia al alza de los desahucios, sobre todo por impagos de la renta de alquiler», ha dicho Híjar.

Ante esta realidad social, el concejal de ZEC ha destacado las 634 adjudicaciones de vivienda de alquiler municipal en tres años. Ha subrayado el incremento numérico que se ha producido, dado que entre 2011 y 2015 hubo 317. Es más, el dato  es el mayor que las tres corporaciones anteriores, en las que se entregaron 573 llaves.

Según Híjar, una previsión «conservadora» para el próximo año apunta a que se podría llegar a las 840. El motivo del incremento del número de adjudicaciones está en el aumento de la oferta, con programas como ‘Alegra tu vivienda’, que ha permitido captar 350 pisos, o la adquisición de 191 en Parque Goya en el año 2015. En total, el parque de vivienda de alquiler ha aumentado de las 1.535 de hace tres años a 2.200. Además, se han reducido los plazos para reocupar una casa cuando la deja un inquilino, ha indicado Híjar.

Pero ha hecho hincapié en otro dato que evidencia los problemas de acceso a la vivienda. De las 634 adjudicaciones, un 33% a la atención de situaciones de emergencia, como por ejemplo, desahucios. Para Híjar, la cifra es muy elevada y no debería superar en ningún caso el 20%.

Del global, el 18,39% de las adjudicaciones fueron tramitadas por la Oficina Municipal de VIvienda, que actúa como mediadora en casos de desahucios. El 10,5% están vinculados a  la red de bolsas de alquiler social, gestionada por la DGA con la colaboración de los ayuntamientos, por el que se realoja a familias vulnerables en situación de emergencia por falta de casa. El mismo objetivo cubre el convenio con el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), que cubre el 4,35%.

El resto, el 67%, se corresponde a los programas sociales municipales (atención a mujeres maltratadas, refugiados...) y al acceso general, es decir, a aquellos solicitantes que logran su vivienda por orden de antigüedad y en función de sus ingresos y necesidad de techo.

Por otro lado, el concejal de Vivienda exigió al gobierno del socialista Pedro Sánchez reformar la ley hipotecaria y la de arrendamientos urbanos y fijar limitaciones al precio del alquiler.

Preocupación por dos desalojos

Pablo Híjar ha expresado también su preocupación por dos casos de desahucio en Zaragoza capital. El primero es el de una pareja que responde a los nombres de Carmen y Arturo, que estuvieron ocupando ilegalmente una vivienda y que lograron pactar un alquiler social con la entidad financiera propietaria del inmueble. Ante el mal estado de la casa, ha explicado Híjar, hubo un impago y un desahucio.

El Ayuntamiento se ha hecho cargo de dar vivienda a esta pareja. El concejal ha lamentado «el mal estado» en que se encuentran muchas viviendas que se destinan a alquileres baratos. «Hay desinformación e indefensión», afirmó.

En segundo lugar, ha avisado de que la próxima semana está previsto el desahucio de Antonio y Eva, que tienen tres menores a su cargo. Ha confiado en que las plataformas antidesahucio puedan frenar el lanzamiento y, si no es así, el Consistorio tratará de buscar una solución.

Etiquetas
Comentarios