Zaragoza

El barrio Oliver cumple 100 años

El distrito zaragozano celebra su centenario con una veintena de actos programados durante los próximos meses.

100 años del barrio Oliver
Heraldo

El barrio del cura o del mosén, como al principio se llamó a este distrito zaragozano cumple ahora 100 años de vida y lo celebra con una veintena de actos a partir de este mes. Los orígenes del barrio Oliver se remontan hacia la segunda década del siglo XX, en unos terrenos entonces ocupados por torres y parcelas agrícolas que con el tiempo darían paso a un nuevo trazado urbano.

La creación de este nueva zona de la ciudad se debe a mosén Manuel Oliver Altaván, nacido en la localidad turolense de Cantavieja, quien adquirió varios terrenos para venderlos a precios bajos a los nuevos pobladores que llegaban para trabajar en Zaragoza. Todavía hoy, se cuenta que aquellas tierras pertenecían a una señora rica que apostó buena parte de sus propiedades en una partida de cartas con mosén Oliver, aunque poco o nada se sabe de este episodio, que ya forma parte de la leyenda.

Para la celebración de su centenario, una comisión integrada por vecinos, representantes de la Junta de Distrito Oliver-Valdefierro-Hispanidad y del PIBO (Plan Integral para el Barrio Oliver) ha organizado diversas actividades que tendrán lugar a lo largo del año para que sus vecinos disfruten de esta conmemoración. Además, el barrio Oliver estrena nueva imagen y eslogan -’Historia viva’- creados por Loli Dieste, con presencia en internet y en varias en redes sociales.

Javier Belloc, presidente de la Asociación Cultural y Deportiva Escalerillas vive en el barrio Oliver desde hace 65 años. En la actualidad, opina que este distrito “ha ido a peor. Antes había muchos más comercios pero se han ido cerrando por jubilaciones y por un ambiente poco favorable”.

Afortunadamente, el barrio afrontar nuevos tiempos gracias a los primeros pasos de un plan integral (PIBO) para mejorar sus infraestructuras así como otros aspectos en materia social y educativa.

Entre los actos del centenario, que arrancarán el próximo 15 abril con un espectáculo teatral en el anfiteatro del parque, destaca un torneo cuadrangular de fútbol, exposiciones de dibujo y pintura, cabaret, rondallas, actividades para niños y la visita de la Ronda de Boltaña el próximo 9 de junio.

Luz al final del Túnel

A lo largo de estos 100 años, varios hitos importantes han marcado el devenir del barrio de Oliver. En 1925, llegó hasta esta zona la luz eléctrica y unos años después otros servicios y equipamientos, como el colegio Juan José Llorente, en 1932, y la línea de autobús que conectó sus princiaples calles con el centro de la ciudad.

En 1933, sus terrenos se dividieron con la instalación de la vía del ferrocarril con dirección a Valencia. A partir de la década de los 50, nuevos pobladores llegaron al distrito, procedentes en su mayoría de Andalucía y Extremadura, y construyeron sus propias viviendas con adobe en parcelas todavía sin urbanizar. En 1954 se edificaron los grupos de viviendas Arzobispo Doménech y General Urrutia (hoy Gabriela Mistral). Dos años después se construyó el depósito de agua y al comienzo de los 60 las viviendas de La Camisera.

En la actualidad, las vías del ferrocarril han dado paso al Corredor Verde, con jardines, un paseo y espacios tan interesantes como El Túnel, un equipamiento para que los jóvenes desarrollen su formación artística y cultural.

Etiquetas
Comentarios