Zaragoza
Suscríbete por 1€

Una zaragozana, nominada entre las mejores fotógrafas de astronomía del año

La imagen que captó Agurtxane Concellón en el lejano archipiélago de Svalbard, ha sido seleccionada por el Observatorio Real de Greenwich.

Auroral Boreal, imagen nominada a los premios del Observatorio Real de Greenwich
Auroral Boreal, imagen nominada a los premios del Observatorio Real de Greenwich
Agurtxane Concellón

Cada año miles de turistas viajan a los países nórdicos en busca de ver auroras boreales. Agurtxane Concellón (Zaragoza, 1973) lleva 12 años viviendo en un pequeño pueblo de apenas 900 habitantes en Noruega, de nombre Eidfjord, y confiesa que pese a ser fotógrafa de profesión y residir en uno de los países donde más se dan nunca había puesto demasiado el foco en fotografiar este fenómeno. Pese a esto, una foto suya de una aurora boreal ha sido seleccionada por el  Observatorio Real de Greenwich en Reino Unido como una de las nominadas a mejor fotografía astronómica del año.

La imagen que captó Concellón muestra una aurora polar en pleno apogeo sobre la prolongación de la ciudad minera de Svea en el archipiélago de Svalbard, una de las zonas más recónditas del mundo, pegada al Polo Norte, y en la que se encuentra la llamada Bóveda del Fin del Mundo, una especie de Arca de Noé del siglo XXI que guarda germoplasma de decenas de miles de especies vegetales por el riesgo de que algunas se extingan o, en el peor de los casos, que alguna catástrofe nos dejara con poca cosa que plantar.

“Es una zona que tiene mucho de misterio, por lo inhóspito y porque hay zonas vetadas al público. Acudí allí por el encargo de un cliente para captar auroras boreales. De hecho, la fotografía nominada es mi primera foto de una aurora como tal”, comenta Concellón, que ha pasado unos días por Zaragoza, donde vuelve desde Noruega cada cierto tiempo para ver a la familia.

Concellón trabaja desde hace años como fotógrafa para distintas empresas noruegas, fundamentalmente de viajes, aunque también realiza fotografía artística y fotorrelatos. Por uno de estos trabajos, en los que retrató la recreación de una ruta con trineos en el municipio norteño de Røros, a 400 kilómetros de Oslo, quedó finalista en los llamados 'Oscars de la Fotografía', los Sony World Photography en 2013. Aquel conjunto de fotografías se transformó después en el libro 'Lobos que reclaman la noche', con textos del bilbaíno Juan Carlos Márquez.

Una foto hecha entre osos polares y durante casi 3 horas

Esta fotógrafa zaragozana cuenta pues con un trabajo reconocido y premiado, aunque su vocación de trotamundos -además de vivir de forma asentada en Noruega ha realizado su trabajo en países como Kenia, Tanzania o Guatemala- quizá la haya alejado un tanto del foco en su país de origen, donde no obstante también ha realizado exposiciones.

Eso sí, a pesar de estar nominada por el Observatorio de Greenwich, confiesa que la fotografía astronómica no es su especialidad. “Es un campo muy amplio. Entre los nominados hay fotografías del sol, de planetas y asteroides tomadas con telescopios, hasta otras de fenómenos que se pueden captar desde la tierra, como es mi caso. Me decidí a presentar la fotografía después de que, tras publicarla en mi Facebook, viera que tenía una muy buena aceptación”, comenta.

Para tomar la aurora de Svalbard, donde en invierno se superan los 30 grados bajo cero, Concellón estuvo tres horas delante de su cámara, plantada en un trípode, esperando el momento oportuno. “Fue una situación un poco extraña. Estábamos realizando el trabajo para un cliente dedicado a los viajes turísticos a esa zona y nos encontrábamos un compañero que se dedica a vídeo, una local que nos servía de guía y yo. Donde decidimos ponernos a trabajar había huellas de que un oso polar había estado hacía poco tiempo. Allí la gente suele tener armas para ahuyentar a estos animales en un momento dado. La guía también tenía una escopeta en la furgoneta en la que viajábamos y lo tomaba con mucha naturalidad, pero yo no podía dejar de pensar en que había un oso cerca. Así pasamos tres horas”, relata.

Los colores verde y púrpura de la aurora se mezclan en la foto de Concellón con su reflejo sobre un lago helado, al que llega también el resplandor rojizo del puerto de la ciudad industrial. “Es una foto captada con una exposición muy amplia, de 14 segundos. Al hacer la foto ya vi unos colores que me dejaron sorprendida, pero al pasarla a ordenador todavía más”, comenta la zaragozana.

La vida de una fotógrafa en Noruega

El premio del Observatorio de Greenwich se conocerá el próximo 14 de septiembre. Concellón afirma que más allá de si sale premiada o no, nominaciones como esta dan una publicidad y un currículum que viene muy bien para la carrera de un fotógrafo. Por ejemplo, esta nominación ha salido ya mencionada en medios internacionales como 'The Guardian'.

Concellón no obstante no se obsesiona con los premios. Esta zaragozana se trasladó a Francia con su familia a los 13 años, donde tras ir a la universidad se formó en fotografía. A partir de allí su espíritu autodidacta le ha ido abriendo camino, trasladándose a Noruega posteriormente, donde ha acabado por hacer carrera y vida en el país, en el que vive con sus dos hijas. Ahora, de hecho, ha iniciado junto con una amiga una pequeña empresa de chocolate artesanal con la idea de tener otra actividad que compaginar con la fotografía y así poder tener en un momento dado un trabajo que no implique tantos viajes. “Los primeros años los pasé sin saber demasiado noruego porque allí todo el mundo habla inglés, pero después me propuse aprenderlo, y he notado que te abre puertas y mejora el trato con los clientes locales”.

Durante su carrera, la fotógrafa ha vivido la transformación hacia el mundo digital - “que hizo que mucha gente se pusiera a hacer fotos” comenta- y explica que no sabe hasta qué punto su interés por moverse hacia los países nórdicos le ha permitido vivir de la fotografía, pero que en cualquier caso, “en España la situación es complicada”, mientras ella llegó a Noruega en una época en la que aún no había explotado tanto el turismo en esa zona y en consecuencia la presencia de fotógrafos dispuestos a recorrerse los parajes de ese extenso país, “ideal para la fotografía”.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión