Zaragoza
Suscríbete por 1€

Conflicto en AUZ

La empresa y los trabajadores de los autobuses urbanos, cerca de llegar a un acuerdo

Ambas partes han llegado a un acuerdo con respecto a las recolocaciones y este viernes volverán a reunirse para tratar el tema de las horas extras, punto pendiente para cerrar un acuerdo.

La red se amplía en 500.000 km
La partida de transporte está casi agotada tras pagar a Tuzsa 22,7 millones de años anteriores
ESTHER CASAS

Después de dos meses de conflicto, trabajadores y empresa del bus urbano de Zaragoza están más cerca que nunca de llegar a un acuerdo. En la reunión mantenida este jueves se ha dado por cerrado el capítulo de las recolocaciones, punto en el que ambas partes han llegado a un consenso, quedando en el tintero aspectos como las horas extras y la flexibilidad, caballo de batalla que se podría dirimir este viernes, en una nueva reunión en la que la empresa se ha comprometido a responder las dudas planteadas por los trabajadores con respecto a esta cuestión.

Y es que la empresa ha mostrado este jueves su compromiso de que a fecha del 31 de diciembre de 2015 todos los despedidos forzosos estarán recolocados con contrato indefinido y con la jornada que tenían en el momento en que se salieron de la compañía, así como con la misma categoría profesional. Punto que los trabajadores pedían que fuera ratificado más allá del acuerdo firmado entre empresa y Ayuntamiento.

Tampoco hay mayor discordia con respecto al orden de las reincorporaciones. La empresa insiste en que una vez que se hayan incorporado los mayores de 55 años, los demás entrarán en función del desempleo que tengan acreditado.

El comité contempla que la antigüedad sería "el método más justo", pero que en todo caso, reconocen que no será obstáculo para una posible firma de un acuerdo.

El comité también ha planteado en este sentido, que las dos trabajadoras embarazadas despedidas, así como los trabajadores con jornada reducida, y alguno con incapacidad temporal de larga duración, pudieran ser tenidas en cuenta de forma preferente para la reincorporación, propuesta a la que la empresa contestará en la próxima reunión.

La dirección también ha aceptado formar una comisión de trabajo para hacer un seguimiento sobre este posible acuerdo, así como para valorar los expedientes abiertos hasta la fecha.

Los flecos a cerrar

El principal punto a cerrar para llegar a un acuerdo está en las horas extras. Las dos partes están de acuerdo en guardar en tiempo libre compensatorio las horas extras aunque con algunos matices.

Según el comité, la empresa "lo que desea" es una flexibilidad a la hora de planificar, lo que supone, a juicio de los trabajadores, unas modificaciones "sustanciales" del convenio colectivo, y a las que el comité ha dado unas alternativas.

Así, está de acuerdo en guardar los excesos de jornada en descanso compensatorio, agrupar aparte los retrasos por relevos y disfrutarlos en tiempo libre, que las fiestas laborables pendientes de disfrutar se puedan unir al periodo vacacional del siguiente año y que se añada medio día adicional al descanso cuando se realicen jornadas especiales para atender necesidades de última hora a aquellos trabajadores que acepten.

Estas cuestiones serán debatidas en una nueva reunión que se celebrará durante la mañana del viernes, cita que, de salir con algún acuerdo, deberá ser ratificada por los trabajadores en una asamblea que tienen planteada para el día 2 de diciembre.

Etiquetas