Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

ZARAGOZA

Belloch agrava su conflicto con la patronal por la subida del IBI y el IAE a las grandes empresas

El PAR, que hoy se reúne con los agentes económicos, se desmarca de su socio y se opone.CHA, que ayer se abstuvo, sopesa ahora votar en contra de la propuesta y frenarla en el pleno.

Manuel Blasco, a la izquierda, junto a Fernando Gimeno, ayer, antes de la comisión de Economía.
Belloch agrava su conflicto con la patronal por la subida del IBI y el IAE a las grandes empresas
PEDRO ETURA/A PHOTO AGENCY

Al final, el PSOE no fue sensible a las quejas de las organizaciones empresariales y mantuvo en la comisión municipal de Economía y Hacienda de ayer el fuerte aumento de tributos a las grandes compañías: un 20% en el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) y hasta un 52% en el caso del Impuesto de Actividades Económicas (IAE). La decisión, que agrava el conflicto que tiene abierto el alcalde Belloch con el sector empresarial de la ciudad, provocó incluso el desmarque del socio de gobierno de los socialistas, el PAR, que votó en contra de la medida y que hoy, con su presidente José Ángel Biel a la cabeza, se reunirá con los agentes económicos de la ciudad.

Para sacar adelante su propuesta, el PSOE se tuvo que apoyar en IU, que es quien ha ideado la medida. Tanto el PP como el PAR votaron en contra, mientras que CHA se abstuvo. Para deshacer el empate, el vicealcalde y responsable de Economía, Fernando Gimeno, tuvo que recurrir a su voto de calidad como presidente de la comisión. Al margen de la subida de tributos a las grandes empresas, se acordó un incremento de impuestos y tasas del 1,9%.

Pese a la decisión de la comisión, las ordenanzas fiscales deberán ser ratificadas, de forma inicial, el viernes por el pleno. No en vano, ayer se abrió la posibilidad de que haya cambios y que incluso pueda decaer la propuesta de PSOE e IU. Pese a que se abstuvo, CHA, contraria a incrementar el IBI un 20%, avisó de que en el pleno podría votar en contra. Esto significaría que se frustraría la propuesta de PSOE e IU y el IBI se quedaría congelado en 2011. Hasta el próximo viernes no desvelará su posición definitiva. Los nacionalistas defienden que la subida del IBI, que afecta a los inmuebles no residenciales con un valor catastral superior a un millón de euros, se quede en el 10%. De hecho presentaron un voto particular en este sentido que solo recibió el apoyo del PAR.

El vicealcalde se mostró satisfecho. Restó importancia al enfrentamiento con los empresarios, ya que, según sus datos, solo afecta "a unas 350 compañías". "Además, estos tributos se pueden deducir del impuesto de sociedades, por lo que aún es más cómodo para ellos", declaró. Y recordó (a los empresarios): "Esta ciudad también les da mucho y tienen que colaborar".

Indicó que con esta revisión fiscal el Ayuntamiento ingresará 11 millones de euros más y minimizó el problema de que PSOE y PAR, siendo socios de gobierno, no compartan la misma política fiscal. Aseguró que los aragonesistas se están comportando de forma "muy leal". Molesto por la posición de CHA, calificó su amenaza de votar en contra como "un juego tonto que no tiene sentido". Por su parte, el portavoz de IU, José Manuel Alonso, expresó su satisfacción por el apoyo del PSOE a su propuesta y exigió a CHA que "apueste por políticas fiscales más justas y de progreso".

El PAR, que apoyó la subida del 10% presentada por CHA por ser "la menos mala", subrayó que "no procede" plantear semejante incremento de impuestos cuando "las empresas lo están pasando mal". No obstante, dando a entender que se trata de una discrepancia pactada ya que no impide que prospere la propuesta socialista, el portavoz aragonesista, Manuel Blasco, afirmó que PSOE y PAR "son partidos distintos" y que "esta desavenencia puntual se resolverá sin estridencias y sin crisis".

No obstante, si CHA mantiene su amenaza de votar en contra de la propuesta podría darse el caso de que los votos del PAR sirvieran para tumbar un expediente impulsado por el alcalde Belloch. El portavoz nacionalista, Juan Martín, abrió tanto la opción de la abstención (que permitiría que saliese adelante la subida impulsada por PSOE e IU) como el voto en contra (que supondría frenar la propuesta ya que PP, PAR y CHA suman mayoría).

"De aquí al viernes dejaremos al PSOE que madure su posición, creemos que una subida del 20% es excesiva", afirmó Martín, invitando a los socialistas a sumarse al PAR y votar su propuesta de incremento del 10%. "En ningún caso CHA va a apoyar una subida del 20%. Y eso desde la óptica de un partido que el año pasado pidió poner en marcha este recargo con el 5% y que el equipo de gobierno no quiso aplicar", afirmó.

Mientras, el PP cargó contra un aumento de tributos que está "muy por encima" de los salarios de los ciudadanos, "a los que se pide un esfuerzo que Belloch no quiere hacer", según explicó el edil José Manuel Cruz.

Etiquetas