Zaragoza
Suscríbete

VECINOS DEL CENTRO

"Poco a poco hemos recuperado la tranquilidad"

Los vecinos de la zona Centro aseguran que la presión policial ha ayudado a acabar con focos como el de la plaza de los Sitios.

“Se nota, y mucho. El botellón se ha ido desplazando hacia otras zonas y, poco a poco, hemos ido recuperando la tranquilidad”. Habla Carlos Terrer, miembro de la asociación de vecinos de la Puerta del Carmen. Él y sus vecinos han sido espectadores de excepción durante años de las concentraciones de jóvenes en la plaza de los Sitios, la de Mariano Arregui u otras en el entorno de la calle de Ricla. Sin embargo, reconoce que ahora el problema se va solucionando. “En buena parte ha sido gracias a la presión policial. Llegó un momento en el que siempre había agentes dando vueltas por esas zonas, y eso ha sido decisivo”, reconoce Terrer.

Medidas específicas

La tranquilidad comenzó a llegar a raíz de la entrada en vigor, en octubre de 2009, de la conocida popularmente como ‘ley antibotellón’, que ampliaba la ordenanza cívica centrándose en el problema de la bebida en la calle.

Con esta modificación se dictaron pautas concretas de actuación para primar el descanso de los vecinos y librar a los lugares más céntricos de la ciudad del ‘secuestro’ al que los mantenían las reuniones multitudinarias de jóvenes. Para ello, se establecieron sanciones y se dotó a los puntos problemáticos de un buen número de policías de la Unidad de Apoyo Operativo de la Policía Local.

Poco a poco se fueron los brindis, los gritos, los cantos de madrugada y, además, los restos de bolsas, botellas y orines. En los dos primeros meses de aplicación, se impusieron en Zaragoza 44 infracciones a jóvenes que participaron en botellones y otras muchas por orinar en la vía pública (fueron 194), arrojar basura a la calle (31) o no respetar el mobiliario urbano (86).

No obstante, los vecinos no cantan victoria. No está siendo un verano especialmente cálido, lo que puede disuadir a los jóvenes de reunirse en la calle, y temen que regresen cuando el tiempo mejore. Además, les preocupa el hecho de que se está convirtiendo en habitual que pequeños grupos de vándalos recorran las calles buscando pelea y quemando contenedores. De hecho, la madrugada del pasado miércoles un grupo de pirómanos incendió varios contenedores en la zona de la Aljafería.

Etiquetas