Despliega el menú
Zaragoza

COMUNIDAD DE CALATAYUD

Inyección económica del Ministerio para actuar en las humedades de Santa María

Cultura financiará, con 178.926 euros, las intervenciones más urgentes en la colegiata.

La colegiata, durante los trabajos realizados en marzo.
Inyección económica del Ministerio para actuar en las humedades de Santa María
J. MACIPE

Las humedades son uno de los problemas que sufre la Colegiata de Santa María la Mayor y que más preocupan al ayuntamiento de Calatayud, que en octubre encargó un informe a los técnicos municipales en el que se aconsejaba intervenir en la estabilización de las fábricas, la reparación de cubiertas, el saneamiento de las aguas pluviales y las humedades ascendentes. Ahora el Ministerio de Cultura ha comunicado al consistorio que contará con una subvención de 178.926 euros para actuar en el monumento.

No llegará para acometer todas las intervenciones necesarias, así que se ejecutarán las más urgentes. Por un lado se aplicará un tratamiento para suprimir las humedades, y por otro, se instalará una estructura en el interior para reparar una grieta abierta en un arco entre la cúpula y altar. Las dos actuaciones deberán concluir antes del 30 de junio de 2011, tal y como establece esta convocatoria de ayudas para proyectos de conservación, protección y difusión de bienes declarados Patrimonio Mundial.

En los muros del perímetro de la colegiata se aplicará un tratamiento de electroósmosis para que, por un sistema electrónico, el agua descienda al invertirse la polaridad que hay entre el suelo y la pared. Además, el ayuntamiento está planificando la renovación de la red de saneamiento y abastecimiento de la plaza de Santa María y las calles adyacentes para impedir filtraciones subterráneas, que provocan humedad y, además, pueden afectar a la estabilidad del inmueble.

En febrero, en el interior del templo, se descubrían algunos desprendimientos producidos sobre la zona del altar. En un informe del arquitecto municipal se señalaba que esas grietas existentes en el arco del presbiterio, y que ya se habían localizado en 2009, estaban de nuevo activas, por lo que además de analizar su evolución era precisa una mínima intervención de urgencia. Para observar esta abertura, que llega a tener más de 15 centímetros de ancho y que afecta a la mitad del arco, se instaló un andamio. Ahora, con la subvención se sustituirá por otro que tenga más estabilidad y superficie para trabajar sobre él y sanear la grieta.

Otras intervenciones

Por otra parte, desde mayo se está limpiando y restaurando la portada de la colegiata. Son unos trabajos de los que se hace cargo el Gobierno de Aragón y en los que se van a invertir 645.000 euros. Paralelamente el Instituto de Patrimonio Cultural Español ha avanzado en el proceso para adjudicar un estudio que determine cuál es la situación estructural de la cabecera de la iglesia colegial y los efectos de los movimientos que sufre el inmueble. Es un proceso imprescindible antes de emprender la restauración del retablo mayor, que se encuentra anclado a la estructura de fábrica del edificio.

Etiquetas