Despliega el menú
Zaragoza

COMUNIDAD DE CALATAYUD

Amibil y el Consistorio buscan dinero para una residencia

La asociación que agrupa a familias de personas con discapacidad intelectual de Calatayud y su comarca da un epqueño paso en un proyecto que estaba atascado.

Amibil, la asociación que agrupa a familias de personas con discapacidad intelectual de Calatayud y su comarca, ha conseguido avanzar un poco más hacia un proyecto que tomó forma en 2002 y que está atascado pese a que con el paso de los años va siendo más necesario. Se trata de la construcción de una residencia de 50 plazas donde atender a estas personas cuando sus familiares falten o no puedan hacerse cargo de ellas.

La entidad dispone de un proyecto, pero carece de financiación. En este tiempo, varios usuarios de Amibil han tenido que irse a Zaragoza porque es donde había plaza de residencia. Se alejan así de su entorno y se ven obligados a empezar de nuevo. Por eso la asociación busca respaldo para su residencia.

A principios de este año, el Ayuntamiento de Calatayud acordó constituir una comisión para impulsar el proyecto y buscar financiación. Ese órgano ya se ha creado, pero sus miembros -representantes del Consistorio y de Amibil- quieren que otras instituciones como la DPZ, el IASS, la comarca, Feaps o la obra social de alguna entidad financiera se sumen a la iniciativa.

La residencia se diseñó con 12 plazas para discapacitados intelectuales severos, 32 para ligeros o medios y un módulo de 6 plazas para internos de edad avanzada. Se levantará sobre una parcela de 1.400 metros cuadrados que fue cedida por el Ayuntamiento junto a otra en la que se construyó un centro de atención y recursos.

Esos dos centros se presentaron a la vez, pero la residencia quedó pendiente. Desde entonces, Amibil ha perseverado en que es un servicio "imprescindible" para varias comarcas de esta parte de la provincia. "No se trata de construirla en una sola fase, sino de ir poco a poco -afirma Daniel Arias, presidente de la asociación-. Para un padre de edad avanzada que su hijo tenga que irse a Zaragoza, Teruel o Huesca es un palo muy gordo".

La residencia con el equipamiento está presupuestada en tres millones de euros, y se concertarían plazas con la DGA. Hasta 2014, la comarca Comunidad de Calatayud va a disponer de 8,3 millones de euros por la aplicación de la Ley de Desarrollo Sostenible del Medio Rural. Esta norma persigue, entre otros objetivos, mantener la población y mejorar la calidad de vida de los habitantes del territorio. Por eso en Amibil confían en que un pellizco de esta inversión sirva para sacar delante su proyecto.

La actividad de esta asociación abarca a los 67 municipios de la comarca. Solo en Calatayud unas 170 personas presentan alguna discapacidad intelectual, cifra que no incluye a los enfermos mentales con minusvalías físicas y/o sensoriales. Otro dato revelador es que el centro ocupacional de Amibil comenzó con cuatro usuarios, pero actualmente atiende a una media de 65 entre niños, jóvenes y adultos. La entidad cuenta con 13 trabajadores apoyados por la labor de los voluntarios.

Etiquetas