Zaragoza

INFRAESTRUCTURAS

La nueva torre de control del aeropuerto no estará operativa hasta dentro de 5 años

Fue prometida para este ejercicio, pero AENA acaba de encargar su diseño. Tendrá 40 metros y los controladores podrán ver, al fin, todo el complejo.

Un avión de mercancías circula por una de las pistas de rodaje, situada junto a la torre de control.
La nueva torre de control del aeropuerto no estará operativa hasta dentro de 5 años
ha

El ente público Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA) acaba de adjudicar el proyecto de la nueva torre de control del aeropuerto de Zaragoza, pero aún habrá que esperar cinco años para que esté operativa. La ingeniería Gop Ingeniería de Proyectos tendrá listo el proyecto en el primer trimestre del 2011, aunque AENA tardará otros tres años en ejecutar las obras y montar los equipos técnicos.

 

El nuevo edificio rondará los 40 metros de altura para que los controladores militares puedan ver, al fin, todo el complejo. De hecho, el objetivo de construir las nuevas dependencias es precisamente mejorar la visibilidad, por lo que la contratista concretará la altura final tras elaborar un estudio específico sobre el campo de visión. Su emplazamiento será próximo al de la actual torre del control, equidistante de las dos pistas.

 

Desde el gabinete de prensa de AENA no se supo explicar por qué se requerirán cinco años para hacer realidad esta inversión, que ya estaría en funcionamiento si se hubiera cumplido la propia planificación oficial de este ente público dependiente de Fomento. Tampoco se supo dar ni un detalle de las características de la nueva torre, cuyo diseño costará 301.770 euros.

Retraso ejercicio tras ejercicio

El presupuesto de AENA ya recogía en 2007 una partida plurianual de algo más de cuatro millones de euros para levantar la torre de control, cuya conclusión estaba prevista para 2010. En los presupuestos de 2008, la partida se mantenía prácticamente igual, pero se demoraba la infraestructura para 2012. Sin mover siquiera el expediente, la cúpula de AENA volvió a incluir en sus cuentas de 2009 la partida plurianual, aunque ya alargaba el periodo hasta 2014. Y pese a que ha transcurrido otro año, se mantiene su conclusión para ese ejercicio.

 

Fuentes conocedoras del proyecto explicaron que hasta tres controladores trabajarán al mismo tiempo en la cúpula acristalada de la torre -denominada fanal-, que tendrá 68 metros cuadrados. En la zona superior se instalarán también el campo de antenas y las entreplantas con los equipos técnicos y la sala de descanso para los controladores. Esta zona tendrá otros 250 metros.

 

La torre, equiparable a un edificio de trece plantas, tendrá en la zona baja oficinas de mantenimiento y operaciones (350 metros), un área de energía (150), salas de equipos y supervisión (300) y dependencias anejas (600), donde estará el personal del centro de operación o de las secciones de meteorología, pista o preparación de vuelos.

 

Su diseño corre a cargo de la misma ingeniería que proyectó las instalaciones de Barajas, Barcelona, Tenerife Norte y Málaga.

 

La torre de control no será la única inversión que se demore unos años en los planes de AENA para Zaragoza. La intervención en la plataforma del aeropuerto se prolongará hasta 2013, mientras que el desarrollo y mejora del sistema de navegación aérea se alargará hasta 2015. Otra de las intervenciones comprometidas, la adecuación y recrecido del asfalto del área de movimiento de aviones, concluirá en 2012, al igual que la instalación del sistema avanzado para aterrizar con nula visibilidad (ILS nivel II/III).

Etiquetas