Despliega el menú
Zaragoza

EN EL CAMINO DEL VADO DE ZARAGOZA

Una niña muerta y seis familiares quemados al arder una caravana junto al río Gállego

Una vela provocó el incendio en torno a la medianoche, cuando todos dormían dentro del remolque. La madre de la menor, embarazada de 8 meses, y dos hermanos, los heridos más graves.

Una niña muerta y seis familiares quemados al arder una caravana junto al río Gállego
Una niña muerta y seis familiares quemados al arder una caravana junto al río Gállego
JOSÉ MIGUEL MARCO

Una niña de dos años de edad, identificada como María Gloria Jiménez, falleció carbonizada esta pasada madrugada y seis de sus familiares resultaron heridos -cuatro de ellos, muy graves- en un trágico incendio que se produjo en un asentamiento chabolista situado al final del zaragozano Camino del Vado, junto al río Gállego. La familia estaba durmiendo en una caravana cuando al parecer, entre las 00.30 y la 1.00, la caída de una vela prendió algunos enseres y desencadenó el terrible suceso.

 

Según explicaron fuentes del Cuerpo de Bomberos, entre los heridos más graves había otros dos niños de 18 meses y 8 años, hermanos de la fallecida, que anoche estaban siendo atendidos en la UCI Pediátrica del Hospital Infantil de Zaragoza. La madre de todos ellos -embarazada de ocho meses- y el padre también tuvieron que ser trasladados de urgencia con graves quemaduras. Ambos resultaron lesionados y fueron asistidos en los hospitales Miguel Servet y Clínico Universitario.

 

Fue una mujer, probablemente una tía -herida en ambas manos- que estaba junto a la caravana en el momento de los hechos la que dio la voz de alarma y alertó al resto de familias del asentamiento. Los adultos se afanaron en sacar a los menores de la caravana, pero el techo de esta se hundió antes de poder rescatar a la niña de dos años.

 

A pesar de que los bomberos acudieron en cuestión de minutos y sofocaron enseguida las llamas, el horror ya se había producido. En el remolque se encontraba igualmente un tío de los niños -también herido- y otro hermano, que resultó ileso.

 

Hasta el lugar de los hechos se desplazaron seis dotaciones del Cuerpo de Bomberos -tres autobombas, dos coches de mando y una uvimóvil-, varios vehículos de Policía y un numeroso grupo de ambulancias, del 080 y del 061. Cuando ya habían sido sofocadas las llamas y evacuados todos los heridos, se personó en la zona de chabolas la comisión judicial, acompañada de la Hermandad de la Sangre de Cristo.

 

Sobre las 2.46, el juez de guardia ordenaba el levantamiento del cadáver de la pequeña, que fue conducido después al Instituto de Medicina Legal, donde a lo largo de la mañana de hoy se le practicará la autopsia. Al cierre de esta edición, agentes de la unidad de Policía Científica estaban trabajando en la zona acordonada en busca de pruebas para esclarecer el suceso.

 

La familia llevaba un año viviendo en esa zona, en unos campos situados entre la avenida de Cataluña y el río Gállego, muy cerca de dos conocidos centros hípicos de la ciudad. En el lugar, hay instaladas alrededor de una decena de chabolas y casetas habitadas por población de etnia gitana.

 

Junto a la caravana siniestrada, estaban instaladas otras dos construcciones más, pero las llamas no las alcanzaron y ninguno de sus ocupantes tuvo que ser asistido. El resto de familias del campamento dormían a la hora del incendio a unos 30 metros del remolque, por lo que tampoco resultaron afectadas por el fuego.

Etiquetas