Zaragoza

ZARAGOZA

Las rebajas llegan hoy a los grandes comercios con descuentos a partir del 50%

Los precios son mejores que el año pasado en hasta 10 puntos y los empresarios estiman que puede ser una campaña "histórica"

Zaragoza. Buenos precios, mejores descuentos y muchas ganas de vender. La ecuación hace que se prepare una excelente campaña de rebajas de verano -hoy se suman a ella los grandes comercios- pero a la que tal vez los compradores no respondan con alegría.

 

La crisis está generando mucha incertidumbre y puede que el gasto se contraiga a pesar de que según las previsiones iniciales estas rebajas prometen. "Podrían ser las mejores de los últimos años", recalcan desde la Cámara de Comercio. En esta entidad calculan que los comerciantes, que ya han colgado los carteles de rebajas del 50%, podrían llegar al 70%.

 

De hecho, el presidente de la Federación de Empresarios de Comercio y Servicios de Zaragoza y Provincia (ECOS), José Antonio Pueyo, estima que las rebajas en el pequeño comercio han arrancado ya con descuentos de 10 puntos por encima del verano de 2008 (con ofertas del 40-50% frente al 30-40% de la anterior temporada).

 

"Estas rebajas son peculiares por dos motivos: mucho género por vender al que todavía no se ha dado salida, probablemente por la contención en el gasto, y situación de descuentos generalizados que hace que se rebaje ya sobre precios reducidos", concreta José Antonio Pueyo.

 

No obstante, durante los diez días en los que ya ha habido rebajas en el pequeño comercio, ECOS ha constatado que los aragoneses se animan a comprar, pero con mayor cautela, por lo que existe ya cierto temor a una respuesta muy tibia ante las compras durante este verano.

 

"Si a todo esto añadimos que la situación de descenso de precios es generalizada (IPC del -1% a fecha de hoy) y que los comerciantes han hecho un esfuerzo generalizado en reducir precios a costa de sus márgenes es más que probable que este año se puedan adquirir más productos que en años anteriores con un presupuesto análogo", comentan.

 

Por otra parte, José Ángel Oliván, presidente de la Unión de Consumidores de Aragón (UCA), coincide en que la incertidumbre generada por la crisis no es poca y que la contracción en el gasto es de esperar. También opina que, a pesar de las condiciones del mercado, los descuentos en el pequeño comercio no han sido todo lo ambiciosos que se esperaba.

 

Un estudio elaborado por la Cámara de Comercio apunta que el 85,3% de los aragoneses adquiere algún producto en época de rebajas. La mayor parte del gasto (el 87%) se hace en las seis primeras semanas de rebajas y la mayoría asegura que no cambia sus hábitos durante este periodo. Más de la mitad de los compradores eligen las grandes superficies y el 32,5% optan por el pequeño comercio, una cantidad que asciende en Teruel y Huesca.

¿Cerrar o no cerrar?

La crisis podría cambiar los planes de los empresarios, sobre todo los del pequeño comercio. Mientras algunos se plantean reducir su tiempo de descanso (por ejemplo, coger una semana en vez de dos) otros piensan que, si la temporada no es buena, cerrarán incluso más tiempo y aprovecharán para dar vacaciones al personal y reducir gastos de luz, entre otros.

 

También las obras influyen. Sectores como los de Las Delicias o Miguel Servet se están viendo muy afectados por las máquinas y puede que sean estas y no tanto la crisis las que les obliguen a cambiar sus vacaciones.

Etiquetas