Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

ZARAGOZA

Una alcantarilla descubierta se convirtió en una trampa para un ciclista que sufrió heridas leves

Una alcantarilla sin cubrir se convirtió ayer en una trampa que provocó la caída y diversas lesiones leves a un ciclista de 63 años. La boca está situada en la acera del carril bici próximo al Tercer Cinturón, a la altura de la avenida de La Jota.

La rueda delantera de la bicicleta de José Luis Redondo, que circulaba por dicha vía, se encajó en el agujero, lo que provocó que saltara por encima del manillar y cayera al suelo. Otro ciclista, con el que se había encontrado momentos antes, avisó a la Policía Local para que hicieran el parte del accidente y las lesiones.

Alcantarillas robadas

Según el propio accidentado, "los agentes dijeron que era una de las 34 alcantarillas que habían robado hacía unos días". Por este motivo, un joven de 18 años que conducía sin carné fue detenido el miércoles en la confluencia de Vía Hispanidad y Alcalde Caballero y hallaron en su vehículo este material.

No obstante, la Policía Local no confirmó ayer que la tapa de alcantarilla que faltaba en este punto fuera una de las robadas hace cuatro días. Solo constataron que habían recibido un aviso a las 13.07 de asistencia.

El ciclista accidentado, José Luis Redondo, no ha denunciado los hechos en la Policía, pero quiere advertir sobre los peligros de esta alcantarilla que carece de tapa, para que no haya más incidencias. No obstante, indica que podría haber sufrido lesiones mayores si no hubiera llevado el casco puesto. El herido fue atendido en el Hospital Miguel Servet.

Etiquetas