Despliega el menú
Aragón

AGUA

Zapatero: "El trasvase del Segre no es la solución"

El presidente del Gobierno asegura que resolverá el problema de suministro en Barcelona, pero sin tocar el Segre. Mariano Rajoy tacha de "esperpento" y "espectáculo" la gestión de la sequía en Barcelona y vuelve a apostar por el trasvase. La CHE estudiará la propuesta de la Comunidad General de Regantes de Bardenas de recibir caudales del embalse de Itoiz con un bombeo aguas abajo de Yesa.

"No hay guerra del agua, lo que hay es una sequía gravísima". El presidente del Gobierno en funciones, José Luis Rodríguez Zapatero, negó hoy que exista algún tipo de conflicto entre el Ejecutivo central y la Generalitat en torno a los problemas de abastecimiento de agua que sufre Barcelona, pese a que ayer mismo el president José Montilla aseguraba que desde hacía meses se contemplaba la posibilidad del trasvase del Segre y Zapatero dijo este jueves que era una opción "relativamente nueva" para él. Por su parte, el líder del PP, Mariano Rajoy, consideró un "esperpento" y "espectáculo" la gestión de la sequía en Barcelona y volvió a apostar por el trasvase.

"Puedo decir que esta solución apuntada de ese pequeño trasvase (en relación al Segre), no era la solución que desde luego yo conociera. Eso lo puedo poner encima de la mesa con absoluta claridad. Para mí, ha sido relativamente nueva, y ya saben cual es al respecto la posición del Gobierno", señaló Zapatero respecto a la posibilidad de un trasvase del Segre para abastecer de agua de boca al área metropolitana de Barcelona. Una propuesta que no es una alternativa y "no es solución" porque hay "otras mejores, más útiles, más rápidas y más acordes" con una política de racionalización y modernización del agua, que "son las que se pondrán en marcha".

Zapatero insistió en que Cataluña y el área metropolitana de Barcelona no vivían una sequía igual desde hace sesenta años. "Es lógico que haya iniciativas distintas, esfuerzos, propuestas, para dar respuesta a lo que debemos hacer los gobiernos, el de España y el de la Generalitat, que es garantizar el suministro de agua a la ciudad de Barcelona", agregó, al tiempo que aseguró que el Gobierno central va a garantizar este suministro trabajando "codo con codo", de la mano de la Generalitat de Cataluña". "No hay ninguna diferencia. Vamos a buscar las mejores soluciones. Llevamos trabajando en este tema más de seis meses, conjuntamente", señaló.

Por su parte, el presidente del PP, Mariano Rajoy, calificó de "disparate" y de "esperpento valleinclanesco" lo que está "ocurriendo en Aragón, en la Comunidad Valenciana, en la Región de Murcia y ahora en Barcelona, donde el bienestar de los ciudadanos está en juego". A juicio de Rajoy la gestión de la sequía en la ciudad de Barcelona y afirmó que en este caso "los gobernantes" están protagonizando un "espectáculo" que "pasará a la historia de cómo no se deben hacer las cosas". "Algunos saben lo que hay que hacer y lo haremos cuando quieran los españoles. Todos los españoles vivan donde vivan tienen derecho a que el Gobierno resuelva el problema del agua", añadió.

 

Nuevas propuestas

 

Por su parte, la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) estudiará la propuesta de la Comunidad General de Regantes de Bardenas de reforzar su suministro con caudales del Irati, con una elevación de aguas al canal desde el río Aragón. "El planteamiento que han hecho parece viable y lo estudiaremos", dijo el presidente de la CHE, Jose Luis Alonso, quien apuntó que "habrá que estudiarlo teniendo en cuenta el futuro del embalse Itoiz" (Navarra).

El presidente del organismo que regula la cuenca del Ebro hizo estas declaraciones a los medios de comunicación antes de inaugurar la jornada técnica sobre las pasarelas que se han construido sobre el Ebro con motivo de la Exposición Internacional de Zaragoza. No obstante, recordó que "están pendientes de construir los embalses de cola, lo cual significa que en los próximos 3 o 4 años la cota del embalse va a tener que estar bastante baja".

Alonso insistió en que "si hay alguna posibilidad de utilizar esa agua adecuadamente, se hará", pero advirtió de que también se tendrán en cuenta las demandas de los navarros, "que llegarán a necesitar ese agua cuando esté desarrollado el canal de Navarra, que va muy avanzado y que va muy bien".

La Comunidad General de Regantes de Bardenas para aumentar la disponibilidad de aguas entre 50 y 60 hectómetros cúbicos durante la campaña de riegos hasta que el pantano de Yesa estuviera recrecido.

 

Agua en los trenes

Mientars, el líder de CiU, Artur Mas, en declaraciones a Rac 1, se refirió a ese "pacto de silencio" que el conseller de Medio Ambiente, Francesc Baltasar, dijo tener con la ministra del ramo, Cristina Narbona, sobre el trasvase del Segre para que no influyera en las elecciones. Mas se mostró convencido de que Montilla sabía de este acuerdo y no descartó pedir la dimisión del conseller de Medio Ambiente. Además, CiU registró hoy una propuesta de resolución en la que rechaza el trasvase del Segre en su cabecera y achaca la sequía a "la falta de planificación que ha tenido el actual Govern".

Mientras, crecen las opciones del traslado de agua en trenes hacia Barcelona, una posibilidad que maneja la Generalitat, según desveló ayer Baltasar, y que confirmó hoy el líder de C's, Albert Rivera, tras reunirse con Montilla. Rivera aseguró que se estudia transportar agua desde Tarragona hasta la capital a razón de cuatro trenes diarios. En una rueda de prensa, el director general de Mercancías y Logística de Renfe, Juan Fernández, aseguró que "hace algunos días" la Agencia Catalana del Agua (ACA) se puso en contacto con ellos para plantear esta posibilidad, que "es viable", aunque la empresa está estudiando en qué condiciones.

En concreto, explicó que cada uno de los trenes debería estar equipado con vagones cisterna o con instalaciones más pequeñas en contenedores. En este sentido, señaló que actualmente Renfe no realiza ningún transporte concreto de agua, por lo que debería aprovechar equipamientos que hasta ahora utiliza para el transporte de alimentos y leche, así como vagones de otras compañías que sí realizan este servicio. En principio, Renfe estudia la posibilidad de operar un tren diario, aunque Fernández matizó que en función de dónde carguen y descarguen los trenes y qué tipo de surcos (espacios para la circulación de trenes) utilicen, el número de trenes puede incrementarse, aunque no dijo en cuántas circulaciones al día.

Etiquetas