Teruel
Suscríbete por 1€

teruel

El palacio que tiene la fachada más larga de la provincia, en peligro de demolición en Báguena

El caserón, del siglo XVII, está muy deteriorado y registra hundimientos del tejado y desprendimientos de los muros perimetrales.

La mayor parte de la fachada de Casa Lucías, en la plaza de la iglesia, está rodeada de vallas para evitar accidentes por desprendimientos.
La mayor parte de la fachada de Casa Lucías, en la plaza de la iglesia, está rodeada de vallas para evitar accidentes por desprendimientos.
R. P.

El palacio con las fachada más larga de la provincia, la Casa Lucías de Báguena, del siglo XVII, está en ruinas y podría desaparecer a corto plazo si el Ayuntamiento saca adelante sus planes de derribo ante el desinterés de los propietarios por conservar el inmueble y debido al peligro de derrumbamiento que presenta. El edificio tiene, como elemento más característico, una larga fachada de 40,3 metros de longitud, pero también destaca por su volumen total, con 2.346 metros cuadrados entre sus tres plantas, y por su ubicación en la plaza más representativa de la localidad. Algunas zonas del tejado se han empezado a derrumbarse y el aspecto general es de ruina.

El arquitecto José Luis Ona, conocedor del inmueble, advirtió de que todo el edificio está «en peligro de derrumbamiento» y para salvarlo «debería de actuarse pronto». Ona recordó que se trata de uno de los palacios más impresionantes de la comarca del Jiloca, pero el descuido de las cubiertas ha provocado hundimientos y amenaza con el desmoronamiento total del caserón. Agregó que, además del monumental aspecto exterior, también son interesantes los interiores del inmueble, entre los que figura una capilla privada.

El edificio perteneció a la familia Azcón-Sancho, pero en los años del bum inmobiliario fue adquirido por un particular vinculado a la localidad para su rehabilitación como centro hostelero. El proyecto no salió adelante y el inmueble sufre continuos derrumbamientos, el último de ellos un fragmento del reboco de la fachada que se desgajó hace solo dos semanas. Debido al alto grado de deterioro y al peligro de accidentes dada la ubicación del inmueble junto a una plaza, el perímetro ha sido vallado por el Ayuntamiento.

Emilio Benedicto estudioso del patrimonio monumental del Jiloca, explicó que el palacio fue promovido por una familia noble del siglo XVII, pero desde el siglo XIX su utilización ha sido minima. De la Casa Lucías destaca sus grandes dimensiones y el lugar donde está, la plaza en la que celebran las fiestas locales, y cerca de un jardín. «Forma parte de la identidad de Báguena», concluye.

La amenaza que pende sobre este palacio ha movilizado a los vecinos. David Pardillos, de la Asociación Cultural de Báguena, lamentó que los propietarios hayan «desatendido» totalmente la conservación del edificio hasta «dejarlo caer». Reconoció que en el estado actual supone «un peligro» para los vecinos por el riesgo de derrumbamiento, pero considera que la Administración debería asegurarse de que, al menos, la fachada principal siga en pie por su interés patrimonial.

El alcalde, Arturo Galindo, explicó que el Ayuntamiento se ha dirigido a la Comisión Provincial del Patrimonio para saber si puede proceder a la demolición del edificio con carácter subsidiario por el riesgo que comporta. Galindo señaló que el derribo dependerá de la respuesta de Patrimonio sobre el valor monumental del inmueble. A su juicio, lo «optimo» sería que los propietarios asumieran la consolidación del caserón, pero admitió que no existe ninguna previsión al respecto.

Desde Patrimonio señalaron que al no tratarse de un bien catalogado aragonés, su dictamen no será vinculante para el Consejo Provincial de Urbanismo, que tendrá la última palabra sobre la propuesta de derribo.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión