Despliega el menú
Teruel

Teruel

Reabierta la carretera entre Alcorisa, Berge y Molinos tras un desprendimiento

El derrumbe, con piedras del tamaño de un coche, podría haber sido originado por las intensas lluvias de los últimos días

Teruel
Las rocas han cortado los dos carriles de la carretera entre Berge y Alcorisa. Las máquinas de la Diputación de Teruel ya trabajan para retirar los materiales caídos.
Juan Antonio Lej

La carretera la TE-V-8215, entre las localidades turolenses de Berge y Alcorisa, ha sido reabierta esta tarde de domingo al tráfico después de haber permanecido cortada a causa de dos desprendimientos que se han producido en los puntos kilométricos 2 y 4. El derrumbe, en el que cayeron piedras del tamaño de un coche, afecta a los dos carriles de la vía y máquinas de la Diputación Provincial de Teruel han trabajado sobre el terreno para retirar los materiales caídos y poder restablecer la circulación rodada.

Los vecinos de Berge y Molinos pueden llegar a Alcorisa por una pista asfaltada, la TE-24, que les lleva hasta la carretera Nacional 211, pero, como explica el alcalde de Berge, Juan Antonio Lej, este recorrido es cinco veces mayor que el habitual a través de la TE-V-8215. Frente a los cinco minutos de coche que emplean por la carretera de siempre, el desvío alternativo supone un trayecto de casi media hora.

Teruel
Gran cantidad de rocas y tierra bloquean el paso por la TE-V-8215
Juan Antonio Lej

"Necesitamos un paso por si se produjera una urgencia, por eso hemos solicitado ayuda enseguida", ha dicho Lej. El alcalde de Berge ha considerado que el desprendimiento ha podido producirse debido a las fuertes lluvias que se han registrado en la zona en los últimos días, con varias jornadas en las que han caído más de 20 litros por metro cuadrado. 

Lej ha explicado que los problemas de desprendimientos en la carretera que une Berge con Alcorisa -donde se encuentran gran parte de los servicios comarcales- comenzaron ya a principios de año, tras la borrasca Gloria, que trajo fuertes nevadas y lluvias. De hecho, el regidor advierte de que existen en las laderas de esta vía de comunicación "muchos puntos débiles que deberían ser consolidados para evitar problemas". 

El alcalde de Berge destaca que, si bien esta vez no ha habido que lamentar daños personales, "podría haberlos en un futuro si una roca colisiona con algún vehículo en circulación". Juan Antonio Lej explica que un joven de la zona que volvía a casa fue quien se topó este sábado, sobre las 23.30, con el desprendimiento.

El parque de maquinaria de la DPT ha desplazado al lugar del derrumbe una pala mixta y una máquina retro giratoria con martillo para poder romper las rocas que han caido. También se ha desplegado un equipo de señalización.  

Etiquetas
Comentarios