Teruel
Suscríbete por 1€

El Campeador regresa para iniciar una fiesta que recrea la Edad Media

Doscientas personas se vistieron de época para rememorar un episodio recogido en el Cantar de Mío Cid.

Las calles del pueblo, ambientadas para la fiesta medieval.
El Campeador regresa para iniciar una fiesta que recrea la Edad Media
J. D.

Monforte de Moyuela recreó este sábado su episodio histórico más famoso con la VI Llegada del Cid a Montefuerte –antigua denominación de la localidad–. Unas doscientas personas se vistieron de época rememorando el paso victorioso del Campeador por la población en el siglo XI. La celebración incluyó la interpretación de escenas de la vida medieval, actuaciones musicales, una comida popular y un mercadillo artesano.

El programa arrancó con la aparición del famoso guerrero castellano a las puertas del pueblo. El papel del Cid correspondió en esta ocasión a Sergio Lacasa, elegido tras un pequeño castin realizado entre los aspirantes. Una veintena de actores aficionados elegidos entre vecinos y veraneantes se encargaron de interpretar la vertiente teatral de la Llegada.

El presidente de la Asociación Cultural Montefuerte, Julián Dueñas, resaltó la afluencia de cientos de vecinos de las localidades del entorno, la animación comercial y el buen resultado teatral de la fiesta, solo empañada por algunos conatos de tormenta. Dueñas cuantificó en 500 personas el público presente este sábado en las calles de Monforte, de las cuales 293 participaron en la comida popular.

La Llegada del Cid se celebra cada tres años para dar tiempo a los organizadores a preparar los actos con garantías de éxito. Anteriormente, tenía carácter bienal, pero organizar el evento supone un gran esfuerzo para una población que en lo más crudo del invierno se queda con apenas cuarenta residentes.

Los organizadores se inspiraron para arrancar en la localidad de El Poyo, una pedanía de Calamocha que celebra anualmente la fiesta del Encuentro con Mío Cid, basada también en el paso del Campeador por el lugar en el siglo XI en un episodio recogido en el Cantar de Mío Cid. Monforte, con parecidos mimbres a los de El Poyo, puso en marcha su fiesta cidiana en 2007.

Julián Dueñas señaló que la celebración cada tres años permite afrontar el reto "con más fuerza". Los actores ensayan durante un año sus papeles, en mucho casos desplazándose los fines de semana desde Zaragoza, donde residen, a Monforte. Dueñas señaló que, además de un día festivo y de convivencia con vecinos de toda la comarca, la Llegada quiere poner su granito de arena contra el olvido de los pueblos y la despoblación.

Además de la recreación de la llegada del Cid a caballo acompañado de un escudero, se interpretaron el ceremonial de nombramiento de un caballero, una lucha de espadas, una demostración de tiro con arco, una venta de esclavos y una caza de brujas.

La nota musical la puso el grupo turolense Esfuria Tronadas. El premio para la mejor ambientación de época fue para la calle San Blas

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión