Despliega el menú
Teruel
Suscríbete

Los bomberos de Castellón atenderán las emergencias de pueblos turolenses limítrofes

Las diputaciones de ambas provincias firman un convenio para mejorar los tiempos de respuesta ante los incendios urbanos

Los presidentes de las diputaciones de Teruel y Castellón, durante la firma del convenio de colaboración
Los bomberos de Castellón atenderán las emergencias de pueblos turolenses limítrofes
HA

Los parques de bomberos de las localidades castellonenses de Segorbe, Benasal, Morella y Lucena atenderán las emergencias en materia de prevención y extinción de incendios de 32 poblaciones de Teruel de la zona limítrofe con Castellón. Con este acuerdo, alcanzado tras la firma esta mañana de un convenio de colaboración entre las diputaciones de ambas provincias, se pretenden mejorar los tiempos de respuesta en las intervenciones por incendios, emergencias y salvamento y reducirlos a 35 minutos o, a lo sumo, 45, como establece la Ley del Fuego de Aragón.

Como contrapartida, los bomberos de Teruel prestarán su apoyo a los parques de Castellón cuando así lo requieran, especialmente en los incendios forestales que se producen frecuentemente en los meses de verano en la Comunidad Valenciana. No obstante, estarán asimismo disponibles para otras acciones de extrema necesidad, como rescates por accidentes de tráfico.

El presidente de la Diputación de Teruel (DPT) Ramón Millán, ha aclarado que la colaboración entre los dos servicios de extinción de incendios ya se venía llevando a cabo, aunque de forma puntual. A partir de ahora, sin embargo, se aportará un trabajo estructurado, en función de los medios humanos y materiales de que se disponen. Servirá, además, a su juicio, para "optimizar recursos".

La Diputación de Castellón pondrá a disposición de localidades y núcleos de población de Gúdar-Javalambre, Maestrazgo y parte del Matarraña el equipamiento y los cien efectivos con que cuentan los parques de Segorbe, Benasal, Morella y Lucena, los más próximos al límite con la provincia de Teruel, lo que, según Millán, "mejorará sustancialmente la rapidez y eficacia en la atención de emergencias". "Este convenio –ha subrayado el presidente de la Diputación turolense– es de vital importancia, ya que la orografía y dispersión de los municipios de la provincia de Teruel se convierten en un problema a la hora de actuar". "Los tiempos de respuesta que exige la Ley del Fuego de Aragón son muy difíciles de cumplir atendiendo al mapa provincial", agregaba, tras recordar que la Comunidad Valenciana no establece estas limitaciones como sucede en la ley sobre extinción de incendios aprobada por la DGA.

La intervención de los efectivos castellonenses no eximirá de responsabilidades a los bomberos de Teruel, ya que el protocolo de actuaciones activará conjuntamente el servicio dependiente de la DPT, que coordinará las operaciones, y el de emergencia autonómico de 112, si bien la red de voluntarios de protección civil de los diferentes municipios se ocupará de las primeras intervenciones hasta la llegada del personal profesional.

Garantizar la seguridad

El presidente de la Diputación castellonense, Javier Moliner, ha destacado, por su parte, que el acuerdo materializado ayer "llega después de mucho tiempo de compartir preocupaciones". De hecho, la colaboración entre ambas instituciones ha sido la tónica general en otras actuaciones relacionadas con la mejora de comunicaciones entre las dos provincias, la limpieza de accesos durante los temporales de nieve o con la lucha contra la despoblación. "La realidad del territorio no tiene por qué entender de límites administrativos", ha dicho Moliner, haciendo alusión a la cercanía tanto afectiva como de vínculos de servicios de que gozan los pueblos limítrofes de Castellón y Teruel.

Para Javier Moliner, con esta acción, se aplica "el principio de solidaridad". "Y creemos –ha recalcado– que podemos garantizar que buena parte de la población se sentirá más segura". A cambio, los castellonenses esperan contar con el apoyo de los bomberos turolenses –distribuidos en las instalaciones de Teruel, Alcañiz y Calamocha – ante cualquier incidente de gravedad.

Los cuatro parques que ofrecerán el servicio a los pueblos turolenses limítrofes forman parte del conjunto de nueve que integran el Consorcio Provincial de Bomberos de Castellón, una entidad liderada por la Diputación de esa provincia y con la participación de la Comunidad Valenciana y los Ayuntamientos de las localidades implicadas.

Tanto Moliner como Millán informaban de que también se había abordado la posibilidad de mejorar vías de comunicación, actualmente muy deficientes, como la que enlaza la Mata de Morella con el cruce con Olocau (ambas de Castellón) y Mirambel, o la de la localidad castellonense de Herbés con Peñarroya de Tastavins.


Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión