Despliega el menú
Teruel
Suscríbete

TERUEL

El servicio de limpieza instalará su sede principal en una nave de Platea

El Ayuntamiento descarta el edificio que había proyectado en San Julián, que costaba 740.000 euros, y adquirirá locales en la plataforma industrial por valor de 1,2 millones.

El Ayuntamiento de Teruel descarta la construcción de la nave de San Julián que iba a aglutinar todos los servicios y el personal de limpieza. El proyecto, adjudicado a la constructora G&C, ni siquiera empezó a ejecutarse debido a los problemas económicos de la empresa. El actual equipo de gobierno PAR-PSOE, tras anular la contratación, ha decidido adquirir unos locales en la nave nodriza de la plataforma industrial de Teruel, Platea, por un importe de 1,2 millones de euros. La inversión superará ampliamente la proyectada en la nave de San Julián -740.000 euros-, pero habilitará doble espacio del previsto inicialmente.

Además de adquirir la nave de Platea, el Ayuntamiento planea también rehabilitar los locales usados actualmente por los trabajadores del servicio de limpieza en la ronda de Dámaso Torán como vestuario, oficina, almacén y cochera. Los operarios han manifestado repetidamente la precaria situación de esta dependencia, por su deterioro y sus estrecheces. El pasado mes de abril, representantes sindicales en el Comité de Seguridad e Higiene municipal denunciaron esta situación y reclamaron soluciones.

El alcalde de Teruel, Miguel Ferrer, señaló que los locales de Dámaso Torán se reformarán para sanearlos y acondicionar nuevos vestuarios -actualmente hombres y mujeres comparten el mismo-. Esta dependencia seguirá destinada al personal de limpieza, formado por 44 trabajadores.

Un representante sindical de la plantilla de limpieza advirtió que los locales que utilizan a diario para cambiarse y como almacén están "igual de cochambrosos que siempre". La misma fuente adelantó: "Si en septiembre, el Ayuntamiento no ofrece una solución o garantiza que la habrá a corto plazo tendremos que denunciar las condiciones del local en Inspección de Trabajo, porque ya las hemos soportado durante demasiado tiempo".

Miguel Ferrer señaló que la nave de Platea habilitará 2.000 metros cuadrados, doble espacio del previsto en la frustrada nave de San Julián. El alcalde adelantó que el Ayuntamiento buscará, además, otros locales distribuidos por la ciudad para ubicar las brigadas de obras municipales. Señaló que los espacios que utilizan en el antiguo Mercado Municipal deberán ser desalojados para acometer la inminente reforma de la plaza de Domingo Gascón. Aunque la compra de los locales de Platea no se ha cerrado, el Ayuntamiento ha empezado a usarlos en precario.

Etiquetas