Aragón
Suscríbete

INFRAESTRUCTURAS Y CARRETERAS

Morlán aplaza el desdoblamiento de la N-232 y la N-II sin poner fecha

Dice que la prioridad es que las obras en ejecución "recuperen el ritmo normal". Anuncia que el resto de los compromisos se analizarán a partir de septiembre.

"El primer objetivo es que todas las obras en ejecución recuperen cuanto antes el ritmo normal de ejecución, antes de ponernos a empezar a trabajar en otras". El secretario de Estado de Infraestructuras, el oscense Víctor Morlán, no quiso desvelar el futuro del reivindicado desdoblamiento de la N-232, entre Mallén y Figueruelas, y la N-II, entre Fraga y Alfajarín, que no consta en las 49 actuaciones que se han salvado del recorte de Fomento y avisó de que "los recursos son los que tenemos".

Con esta premisa, avanzó que a partir de septiembre se intentará dar solución a estos proyectos comprometidos y analizará una posible salida económica. Lo mismo dijo de la posibilidad de mejorar las condiciones de la liberalización de peajes. En este sentido, recordó que estamos "ante la reprogramación de obras más dura de la historia del país" e insistió -aludiendo al ministro de Fomento, José Blanco- en que "nada volverá a ser lo mismo".

Morlán, sin embargo, fue algo más concreto que el ministro sobre el rescate de las inversiones aragonesas de los recortes, aunque no aportó más novedades que las que transmitió a principio de mes en Huesca a empresarios y alcaldes. Aseguró que "el conjunto de la autovía entre el límite de Navarra hasta Lérida, con las aportaciones de 2011, mejorará su puesta en servicio y programación". Eso sí, insistió en que los detalles económicos y de plazos se conocerán en los presupuestos generales del Estado. Recordó que para una parte de la autovía Jaca-Pamplona se recurrirá a la colaboración público-privada; que el tramo más complicado es el que une Jaca y Nueno; que los rescindidos, se licitarán; y que mejorará la aportación en la zona del Monrepós. Garantizó que la variante de Alcañiz estará acabada en el plazo previsto y también la Ronda Norte y la N-260.

Precisamente, el presidente de Aragón, Marcelino Iglesias, tuvo palabras de agradecimiento y quiso destacar el "determinante" papel de Morlán para salvar las obras de la Comunidad del tijeretazo. Además, destacó que "las autovías que se están construyendo van a seguir adelante" y que "la alta velocidad va a llegar a Teruel".

Críticas de la oposición

El portavoz del PP, Eloy Suárez, calificó la comparecencia de Blanco de "bochornosa" y criticó que "juegue al despiste con los aragoneses". Consideró "un hecho insólito que la inversión en Aragón se haya recortado este verano" y que "se destierren" los proyectos de desdoblamiento y el Canfranc.

El secretario de Organización de CHA, Juan Campos, apuntó "la política de incertidumbre y humo del Gobierno de Zapatero respecto a las infraestructuras en Aragón". "Los datos nos dejan como estábamos y este Gobierno es incapaz de poner cifras a las infraestructuras y plazos concretos. Con una información tan ambigua, es complicado que podamos quedarnos tranquilos", denunció.

También IU exigió "más concreción, más rigor, más respeto y menos palabrería oportunista con la planificación y programación de las infraestructuras". El portavoz, Adolfo Barrena, advirtió de que la inversión "no se recupera" y, por tanto, se perderán empleos. Y recriminó que en Aragón todos los años quedan partidas sin ejecutar (Yesa, Canfranc o la N-232).

El portavoz del Ayuntamiento de Fraga, Jaime Cabós, reiteró "la absoluta necesidad" del desdoblamiento de la N-II: "Entendemos que el momento actual es complicado, pero hace falta una solución".

Etiquetas