Despliega el menú
Aragón

N-232 ¡SOLUCIÓN YA!

Miles de personas cortan la N-232 en Mallén para exigir su desdoble ya

Cinco años después de la última gran protesta, los vecinos de las tres comarcas afectadas salen a la calle para pedir que se aceleren los trámites. La Plataforma amenaza con nuevas movilizaciones si no obtiene un compromiso claro del Gobierno central.

Miles de personas (más de 3.000 según la Policía Local de Mallén y unas 5.000 según los convocantes) cortaron ayer la carretera N-232 durante quince minutos para urgir que se agilice el desdoblamiento entre Mallén y Figueruelas. Estos 27 kilómetros son los únicos que faltan por convertirse en autovía hasta Logroño, un tramo que, solo desde junio, se ha cobrado la vida de diez personas.

Mallén volvió a ser ayer, casi cinco años después de la última manifestación de la Plataforma por el Desdoblamiento, el escenario de una protesta unánime y multitudinaria en la que participaron vecinos de las tres comarcas afectadas (Ribera Alta del Ebro, Campo de Borja y Tarazona y el Moncayo), políticos de todos los colores y representantes tanto del colectivo de transportistas Tradime como de los sindicatos mayoritarios UGT y CC. OO.

Los miembros de estas agrupaciones fueron los encargados de portar la pancarta que abría la manifestación, en la que podía leerse "Desdoblamiento N-232 de Mallén a Figueruelas YA" y que partió desde la plaza del Ayuntamiento de la localidad.

Momentos antes de la marcha, desde el balcón municipal, el alcalde de Mallén y presidente de la plataforma, el socialista Antonio Asín, leyó un manifiesto en el que se hacía referencia a "promesas incumplidas", "muertes evitables" y "desidia de los gobiernos".

Todo ello en referencia a los múltiples retrasos que ha sufrido la obra para la que todavía no hay proyecto ni declaración de impacto ambiental. Por eso, el manifiesto también insistió en las medidas que se van a tomar. La primera de ellas, la solicitud de una reunión urgente con Fomento para revisar los plazos. Además, se amenazó con nuevas movilizaciones y acciones en el caso de que no se obtenga un compromiso claro.

Tras estas palabras, y con la mente puesta en la reciente muerte de un matrimonio de Mallén y un joven de Pedrola en el último siniestro registrado en esta vía, los vecinos salieron a la calle con carteles y coreando un lema al unísono: "No más muertos en este asfalto". Y el grito no podía ser más elocuente para una carretera que en la última década se ha cobrado 77 vidas.

Quince minutos sin circulación

Los vecinos invadieron la carretera a las 16.48 y la cortaron al tráfico durante aproximadamente 15 minutos, tiempo que tardaron en recorrer unos 300 metros de vía. Pese a que el de ayer no era un día con mucho tráfico, el corte de la vía provocó retenciones de un par de kilómetros en ambos sentidos y en torno al punto 294, uno de los accesos al municipio.

Incluso los propietarios de los vehículos que estaban parados, muchos de ellos usuarios habituales de la carretera, se mostraron de acuerdo con la reivindicación y se resignaron a esperar.

"Acabas de llegar al tercer mundo", indicaba un vecino de Mallén al camionero Jesús Marco, que había quedado parado tras el corte de la carretera. "Este tramo está muy mal. No tiene nada que ver con la zona navarra", apuntaba, por su parte, el transportista.

Por esta vía circulan a diario unos 17.000 vehículos, un 65% de ellos pesados. A la mala visibilidad de algunos de sus tramos, se suman los desperfectos en el firme. Y el resultado es el de una vía que deja un auténtico reguero de víctimas.

Entre los políticos presentes destacó el presidente de la Diputación Provincial de Zaragoza, Javier Lambán, que aseguró acudir a una convocatoria hecha por los alcaldes "defendiendo una causa justa". No obstante, alabó la labor del Ejecutivo de Zapatero ("el primero sensible a este problema", según dijo Lambán). Y en cuanto a la liberalización aseguró que "esta no es tan fácil como parece", aunque se mostró optimista al respecto.

Etiquetas