Despliega el menú
Aragón

POLÉMICA

La DGA argumenta ahora que abandonó la plataforma de Mallén por "inviable"

El viceconsejero Esco afirma que nunca se comprometió con el proyecto y desautoriza que se publicite el apoyo del GobiernoSin embargo, no descarta participar con la compra de suelo cuando ya esté urbanizado

Esco bebe agua en su comparecencia, ayer, en las Cortes.
La DGA argumenta ahora que abandonó la plataforma de Mallén por "inviable"
J. M. MARCO

El Gobierno de Aragón dio ayer un giro en la polémica que rodea al 'pelotazo' urbanístico de la plataforma logística de Mallén al abandonar el proyecto aduciendo que hace más de dos años ya se dieron cuenta de su "inviabilidad" económica. El viceconsejero de Obras Públicas, Carlos Esco, no solo ratificó la desvinculación de la DGA, adoptada tras saltar el escándalo, sino que fue aún más lejos: descalificó la planificación de sus impulsores, Expocity y el Ayuntamiento de Mallén, al resaltar en reiteradas ocasiones que sus costes no llegaban ni a la mitad de los calculados por Suelo y Vivienda de Aragón.

 

Esco compareció ayer en las Cortes, a petición de PP y CHA, para dar cuenta de las vinculaciones del Gobierno regional en la plataforma, tras revelar este diario que se especuló con los suelos y se pactaron comisiones en su reventa. Nada más lejos de la realidad, ya que el viceconsejero categóricamente negó toda relación. "Mal puede desvincularse el Gobierno de un proyecto al que nunca ha estado vinculado, en cuya promoción no ha participado y que ni siquiera ha presentado", dijo.

 

Aunque Esco desautorizó ahora que se publicite la implicación de la DGA (reflejada en toda la documentación oficial y hecha pública desde un principio), no descartó finalmente participar "con la compra de suelo finalista".

 

En su intervención, que leyó sin salirse del guión que llevaba escrito, sostuvo que el papel de la DGA se limitó a estudiar el proyecto entre mayo de 2006 y abril de 2007 y, finalmente, a descartar su participación tras mantener siete encuentros y encargar distintos estudios de análisis a Suelo y Vivienda de Aragón y a Tinsa. "Pero a lo largo de estos contactos, nunca se ha ofertado en firme la toma de participaciones, toda vez que para ello hubiera sido necesario que Gobierno y promotores se pusiesen de acuerdo sobre la viabilidad económica de este proyecto, que nunca lo han estado", subrayó.

 

Dio igual que los portavoces del PP y de CHA, Antonio Torres y Bizén Fuster, le recordaran las afirmaciones del ex consejero de Obras Públicas, Javier Velasco, que en octubre de 2006 anunció que la Administración se incorporaría con el 50% de las acciones "con el fin de seguir una estrategia común, con cinco plataformas que cubren los principales espacios del territorio aragonés".

 

La implicación siguió siendo estrecha, como lo demuestra el hecho de que el actual titular del departamento, Alfonso Vicente, presentara el proyecto junto al alcalde en la Expo, con motivo del día de Mallén. Para Esco, este hecho fue circunstancial, una cuestión de agenda, como su asistencia "al día de Ucrania o de las islas Fiji". Torres le recriminó que hicieran un "doble juego".

 

Pese a la abundante documentación, se mantuvo en sus trece. Incluso se desentendió de que en la página oficial del IAF conste un plano oficial de la plataforma en la que figura Suelo y Vivienda de Aragón como promotora del polígono, como destacó la oposición. "Este plano está reproducido sin que tampoco se tenga conocimiento o constancia de quién efectuó su remisión", dijo.

 

Bizén Fuster mostró su perplejidad por el hecho de que Esco dijera ayer que se habían desvinculado en 2007 y un medio de comunicación entregara recientemente miles de callejeros de Zaragoza con publicidad de la plataforma, en la que consta la DGA como impulsora. Lo mismo evidenció Torres, que enseñó el dosier oficial.

Etiquetas