Despliega el menú
Huesca

huesca

Educación descarta tomar medidas especiales en los cuatro institutos de las comarcas en fase 2 que acogerán la Evau

El departamento considera que los protocolos sanitarios ya están adaptados para garantizar la distancia social y evitar contagios. Binéfar, Monzón, Fraga y Caspe celebrarán las pruebas la próxima semana. 

Imagen de archivo de un instituto de educación secundaria de Aragón.
Imagen de archivo de un instituto de educación secundaria de Aragón.
DGA

El Gobierno de Aragón ha adoptado medidas especiales en materia de salud pública para la contención del brote epidémico de la covid-19 en las comarcas de la La Litera, Cinca Medio y Bajo Cinca de la provincia de Huesca, y en la de Bajo Aragón-Caspe de Zaragoza, donde ya suman 335 positivos con los 6 nuevos casos notificados este martes. Sin embargo, no se plantea tomar medidas adicionales en los institutos de estas cuatro comarcas que la próxima semana acogerán las pruebas de la Evaluación para el Acceso a la Universidad (Evau).

Estas comarcas deben cumplir las medidas de prevención y control extraordinarias de aislamiento social establecidas en su día para la fase 2 de desescalada. Entre ellas destacan la limitación de aforos al 40% en comercios minoristas y establecimientos de hostelería y restauración (50% en terrazas); la prohibición de abrir las discotecas y bares de ocio nocturno; reducir a un 30% el aforo de piscinas; fijar un límite en las bodas de 100 personas al aire libre o de 50 en espacios cerrados; o realizar actividades de turismo activo y de naturaleza en grupos de hasta 20 personas.

Además, mientras dure la fase 2 se recomienda a los ciudadanos de las citadas comarcas que limiten su circulación a estos territorios, salvo circunstancias acreditables, y se aconseja a las personas que no tengan su residencia en las citadas comarcas que eviten desplazamientos a las mismas.

Ante la preocupación que se ha generado entre los profesores y alumnos que van a participar en la Evau, desde el departamento Educación han asegurado que la celebración de estas pruebas en los institutos Sierra de San Quílez de Binéfar, Bajo Cinca de Fraga, Mor de Fuentes de Monzón y Mar de Aragón de Caspe, no precisan de ninguna medida alternativa ya que en la fase 2 ya se permitía la apertura de centros para actividades educativas presenciales "y los protocolos están adaptados para garantizar la distancia social y evitar contagios", han subrayado.

En este sentido, cabe recordar que la comisión organizadora de la Evau ya aprobó hace un mes estos protocolos sanitarios. Entre las cuestiones generales que recoge, se incluye el mantenimiento de la distancia física de 2 metros, la higiene de manos y el uso de mascarillas. El documento concreta que el aforo máximo y la distribución de las mesas deberán permitir cumplir esa distancia de 2 metros en las aulas, en cuya entrada se habilitarán dispensadores de soluciones hidroalcohólicas para su uso al comienzo y al final de las pruebas.

Los protocolos incluyen medidas y recomendaciones que van desde el desplazamiento de los estudiantes hasta la corrección por parte de los docentes. En este sentido, el texto recomienda al alumnado que haga el desplazamiento a pie en la medida de lo posible. Se establecerán tiempos de entrada y el acceso se realizará a medida que llegan. Si es posible, se habilitarán diferentes puertas de acceso al edificio y, en todo caso, se procederá a organizar los accesos con objeto de garantizar la entrada ordenada, siguiendo la señalética que se colocará al efecto. 

El alumnado no podrá ir acompañado por familiares a los lugares donde se realizan las pruebas, excepto los estudiantes con diversidad funcional. Irán accediendo a las aulas conforme vayan llegando, sin esperar fuera de los edificios, con una antelación mínima de 30 minutos a la hora de inicio de la prueba.

En la entrada de las aulas se ubicará un vocal corrector que es el que comprobará en su listado del aula el nombre del estudiante y solicitará que se quite su mascarilla a los efectos de proceder a su identificación, mostrando su documento de identidad.

En el momento de acceder al aula tras su identificación, cada estudiante tendrá que depositar la mochila y pertenencias personales en el lugar que le indiquen dentro del aula. En la mesa de examen podrá tener, además del documento de identidad, las etiquetas, bolígrafo negro o azul, y aquellos materiales que sean autorizados en algunas materias, y un botellín de agua sin etiquetas. No se podrá compartir material, por lo que debe asegurarse de llevar todo lo necesario para la realización de las pruebas. Aquellos alumnos y alumnas con pelo largo deberán recogerlo convenientemente.

Dentro del plan de contingencia, se especifica además de todas estas medidas que la manipulación del papel podrá hacerse de forma inmediata, sin ningún tipo de hibernación, y sin necesidad de utilización de guantes, aunque sí sea necesario el de mascarillas. 

Durante el primer día, los estudiantes ocuparán siempre la misma aula y la misma mesa que se les asigne en la primera de las pruebas. Conforme vayan finalizando la prueba, recogerán el tríptico en el que han realizado la prueba y lo entregarán en la mesa donde se ubica el tribunal, procediendo a salir del aula. Al salir del aula procederán de nuevo a lavarse las manos con gel hidroalcohólico. El alumnado deberá abandonar inmediatamente el edificio o sede en el que han realizado la prueba.

Asimismo, se aconseja ser fieles a las recomendaciones vigentes del Ministerio de Sanidad sobre la limpieza de ropa y objetos al volver a casa (quitar zapatos, no sacudir la ropa, lavarla…).

También se solicita a los candidatos con patologías que informen de su condición previamente a las pruebas. No se permitirá el acceso a la sede ni la participación en las pruebas a las personas que tengan fiebre y síntomas compatibles con infección respiratoria, o sean contactos de un posible caso, bien sean candidatos, personal del tribunal, docentes, personal de seguridad y de limpieza.

Se establecerán medidas alternativas para el alumnado en aislamiento que por covid-19 o en cuarentena por contacto estrecho o por cualquier otra enfermedad, de cara a no menoscabar sus opciones de elección de plaza universitaria.

Por su parte, y dentro de las medidas específicas para el profesorado, se recomienda a los correctores de los exámenes que durante el manejo del papel eviten tocarse la boca, la nariz y los ojos y que, una vez finalizado el trabajo, se laven con frecuencia las manos con agua y jabón o con un gel hidroalcohólico.

Etiquetas
Comentarios