Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

CONFLICTO POR EL ARTE SACRO

La DPH exige al obispado de Huesca mayor implicación en la reclamación de los bienes

Todos los grupos aprueban una dura moción en la que le piden más colaboración con Berbegal y Peralta.

La DPH exige al obispado de Huesca mayor implicación en la reclamación de los bienes
La DPH exige al obispado de Huesca mayor implicación en la reclamación de los bienes

Huesca. La Diputación de Huesca ha sido más contundente que nunca en su defensa sobre la devolución de los bienes de las parroquias aragonesas retenidos en Lérida. En una moción institucional, que aprobó ayer en el último pleno ordinario del año, por primera vez hace un reproche al obispado de Huesca al solicitarle "una mayor implicación en la reclamación de los bienes de sus parroquias". Arremete contra el obispado de Lérida por sus maniobras "de dilación", mientras que reclama al de Barbastro que otorgue "plenos poderes" al Gobierno de Aragón para que pueda emprender acciones que permitan hacer efectivo el retorno de las obras de arte, lo que supone un deseo de sacar el problema del ámbito religioso al que las instituciones aragoneses lo ha querido circunscribir siempre hasta ahora.

En la propuesta de resolución, apoyada por todos los grupos políticos (PSOE, PAR, PP y CHA), solicitan al Gobierno de Cataluña y el resto de instituciones catalanas que "dejen de interferir en un tema que debería ser exclusivamente eclesiástico y que no pongan más impedimentos para que el patrimonio depositado en Lérida regrese a sus legítimos propietarios, las parroquias aragonesas".

Asimismo, la DPH pide al Gobierno de Aragón su máximo apoyo para restituir la propiedad a sus dueños y expresa su respaldo y colaboración al obispado de Barbastro-Monzón por su "decidido y valiente apoyo al retorno". No obstante, le pide por primera vez que "otorgue poderes al Gobierno de Aragón para que pueda emprender cuantas acciones considere oportunas para hacer efectivo el retorno" de las obras.

La proposición de la DPH apunta expresamente a las demandas de las parroquias oscenses, que fueron las impulsoras de la concentración celebrada en la plaza del Pilar de Zaragoza el pasado 7 de noviembre, y le pide al obispado de Huesca "una mayor implicación en la reclamación de los bienes de sus parroquias de Berbegal, Peralta y El Tormillo y una mayor colaboración con sus respectivos ayuntamientos para lograr el retorno de nuestro patrimonio". "Pedimos de forma contundente una mayor colaboración del obispado de Huesca en la reclamación de las obras de estas parroquias, una reivindicación añadida a las 112 piezas que se reclaman desde la diócesis de Barbastro-Monzón", enfatizó Antonio Cosculluela, presidente de la institución, al término del pleno.

Además, en la moción, la Diputación expresa su "más enérgica protesta" ante el obispado de Lérida por sus "maniobras de dilación y su connivencia" con otras instituciones políticas catalanas, "encaminadas a convertir un problema, que debe circunscribirse al ámbito única y exclusivamente eclesiástico, en otro tipo de problema, con el fin de negar los derechos de los legítimos propietarios del patrimonio depositado en Lérida", que -insiste- son "las parroquias aragonesas" y, consecuentemente, el obispado de Barbastro-Monzón y el de Huesca.

Por último, la Diputación de Huesca insta al Gobierno de la nación a que interceda, vía diplomática, ante el Estado Vaticano para que se dé cumplimiento a la sentencia que reconoce la propiedad de los bienes y ordena su retorno.

Antonio Cosculluela comentó que al aprobar esta propuesta de resolución la DPH ratifica todos los anteriores acuerdos adoptados por el pleno reivindicando la inmediata devolución de los bienes patrimoniales de las parroquias de Aragón. Apuntó que la actual moción tiene "más firmeza que cualquiera de las anteriores" y destacó la unanimidad de todos los grupos para sacarla adelante. Respecto a la efectividad que pueda tener, Cosculluela expresó su confianza "en la racionalidad de los hechos". "Las sentencias que dictan los tribunales son para cumplirlas y el obispo de Lérida está obligado a cumplirlas y a devolver los bienes". Añadió que, de no hacerlo, los tribunales deben obligarle y advirtió de que "si, mostrando voluntad de acatar la sentencia, alguna institución catalana se lo impidiera, sería una obstrucción a la justicia y tendría otras connotaciones jurídicas en los tribunales ordinarios". El presidente de la DPH apostó por "actuar con contundencia".

Por su parte Antonio Romero, portavoz del PP, también se congratuló del consenso alcanzado, pese a que tuvo que renunciar a la moción que sobre este tema habían propuesto. "Nuestra propuesta era más ambiciosa y pedíamos iniciativas mas contundentes" como la intervención del Gobierno de la nación tanto por vía diplomática como haciendo uso de las fuerzas de seguridad del Estado para lograr la devolución de las piezas. "Pero hoy, con la que hemos aprobado haciendo todos concesiones, hemos conseguido ir más allá de lo que habíamos llegado hasta ahora", dijo y recordó que se abre el camino para sacar el problema del ámbito eclesiástico al pedir poderes para el Gobierno de Aragón, y se insta al Gobierno central a que medie ante el Vaticano.

Etiquetas