Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

NAVIDAD 2010

Casi 20 días de fiesta para cantar villancicos

Casi 20 días, concretamente 18, van a disfrutar los escolares, universitarios y profesores porque hasta el 10 de enero no tendrán que volver a las aulas.

Los niños del Agustina de Aragón, ayer, en la fiesta de Navidad.
Casi 20 días de fiesta para cantar villancicos
J. M. MARCO

Feliz Navidad!". Esta frase acompañada de villancicos, caramelos y abrazos de despedida se convirtieron ayer en los protagonistas de la jornada. Casi 20 días, concretamente 18, van a disfrutar los escolares, universitarios y profesores porque hasta el 10 de enero no tendrán que volver a las aulas. Mientras, los más pequeños esperan nerviosos a Papá Noel y los Reyes Magos, los estudiantes, el cotillón, y los profesores, descansar. Aunque, eso sí, todos cantarán villancicos.

Esta semana muchos colegios han celebrado la tradicional fiesta de Navidad. Los niños del Agustina de Aragón deleitaron ayer a sus padres con los villancicos, tanto en español como en inglés -ambos con coreografía incorporada-. Después, los Reyes Magos les saludaron y posaron junto a ellos. Pero, sin duda, el tema de conversación giraba en torno a los regalos.

Marta Luna, de 10 años, ha pedido a los Reyes Magos una Wii y una Xbox, dos videoconsolas. "Es que me he portado muy bien", asegura con una mirada traviesa. Su compañero Martín Almarcégui ya tiene la Wii y se ha pedido dos juegos nuevos. "También quiero que me traigan un coche de Fórmula 1 de Fernando Alonso", dice con los ojos brillantes.

Cliff Usán quiere ser piloto y ha escrito en su carta: "Quiero un helicóptero con mando que 'vola' muy alto", explica el pequeño, de 5 años. Sandra Andrés, de 5 años, adora a los animales y, lo tiene claro, será veterinaria. "Yo me he pedido Coco 'Mi perrito paseos', un perro despertador, otro que se hace caca si le das de comer y unas piscina para perritos", detalla esta niña, alumna de 3º de Infantil de Compañía de María. Su amiga Paula Navarro prefiere pedirse todas los accesorios para convertirse en una auténtica princesa. "Yo quiero una corona brillante, una varita, el castillo Disney y una Barbie", detalla.

Algunos viajarán a otras ciudades para disfrutar de estas fiestas en familia. María Calero, de 9 años, irá a Corella (Navarra). "Somos nueve primos y nos disfrazamos. ¡Mi prima Andrea y yo representaremos una obra de teatro!", explica. María es una gran actriz e interpretó a Blancanieves en la obra del colegio que hicieron en la fiesta de Navidad. "Hice una versión moderna del cuento, todo en verso y con palabras actuales como euros, Fondo Monetario Internacional...", detalla Marisol Montull.

Paula Muguruza, de 10 años, también se trasladará. "Iré la última semana de diciembre a Castro Urdiales (Cantabria). Ahí me comeré las uvas, aunque nunca he conseguido tragarme todas...", confiesa la niña.

Otros se divertirán en la ciudad. "Iré a ver un Belén bajo el agua con mi familia y unos amigos. ¡Pareceré Bob Esponja entrando en casa de Arenita!", comenta Nicolás Andrés, de 9 años. Un año más, la oenegé Bomberos Unidos Sin Fronteras (BUSF) inaugurará el domingo 26 de diciembre el Belén subacuático de la solidaridad en la piscina cubierta del Stadium Casablanca de Zaragoza. La actividad consiste en una inmersión para observar un Nacimiento colocado al fondo de una piscina (a 1,5 metros de profundidad) y donde los pequeños buceadores pueden dejar su donativo de 3 euros.

Sin embargo, estas largas vacaciones de los niños se convierten en un problema para muchos padres. La conciliación laboral y familiar es muy complicada y más con tantos días libres. El Gobierno de Aragón y los colegios proponen una vez más el programa 'Abierto por Vacaciones'. El Hilarión Gimeno, de Zaragoza, es uno de los centros que participan en el programa.

También hay que estudiar

Disfrutar con la familia y amigos de estos días es lo principal, pero todos saben que tendrán que sacar tiempo para estudiar, sobre todo, los universitarios. Isabel Medina, una estudiante de 3º de Derecho, tiene exámenes a la vuelta. "Las evaluaciones de las asignaturas cuatrimestrales están ya muy cerca. El 7 de febrero acabaré y ya descansaré entonces, aunque la Nochebuena en familia y el cotillón no me los pierdo por nada del mundo", asegura.

Madalina Balan, de 9 años y origen ruso, explica que le han mandado muchos deberes de matemáticas, pero no le importa. "¡Me encantan las 'mates'!", dice la niña, mientras sus 'colegas' le miran extrañados.

Gusten o no, todos tendrán que hacerlos. Eso sí, acompañados de turrón, la música de los villancicos y los regalos que les traerán desde Laponia y Oriente.

Etiquetas