Aragón
Suscríbete

Las familias denuncian la falta de auxiliares de educación especial en algunos colegios de Aragón

Los afectados recuerdan al Gobierno aragonés que su reclamación "no es un capricho, sino que responde a una necesidad real de sus hijos e hijas".

La cinco familias afectadas por la falta de dos auxiliares de Educación Especial en el Colegio Reino de Aragón, en La Puebla de Alfindén.
La cinco familias afectadas por la falta de dos auxiliares de Educación Especial en el Colegio Reino de Aragón
TONI GALAN

Familias de niños y niñas con necesidades educativas especiales del colegio Reino de Aragón de la Puebla del Alfindén (Zaragoza) estudian llevar al Gobierno de Aragón a los tribunales por la falta de auxiliares de Educación Especial en algunos colegios mes y medio después del comienzo del curso.

En su queja, difundida por Plena Inclusión en una nota de prensa, los afectados recuerdan al Gobierno aragonés que su reclamación "no es un capricho, sino que responde a una necesidad real de sus hijos e hijas" y al derecho a contar con profesionales de apoyo.

Estos padres y madres se preguntan por qué, si el Departamento de Educación conoce antes del inicio de las clases cuántos niños con necesidades de apoyo educativo hay en cada colegio, "no se asignan los auxiliares previamente, como ocurre con los maestros y maestras, que están en su puesto desde el primer día de clase".

Para las familias, el problema estriba en que la concesión de estos auxiliares se concreta una vez comenzado el periodo lectivo.

Plena Inclusión pone como ejemplo el colegio Reino de Aragón de La Puebla de Alfindén, donde cuentan con dos auxiliares, uno de ellos incorporado a finales de septiembre, para atender a siete alumnos con necesidades especiales, uno de los cuales, de 3 años, sufre una parálisis cerebral que, según su madre, "requiere apoyo continuado y la auxiliar no puede atenderla si está con cualquiera de los otros seis menores con necesidades de apoyo".

Misma situación que ocurre con el servicio del comedor donde la falta de personal de apoyo puede suponer que menores con necesidades especiales no puedan comer en el colegio, con las afecciones laborales que implica para los progenitores que trabajan, señalan desde la entidad, de acuerdo con las quejas transmitidas por las familias.

En este sentido aseguran que, según los progenitores, los profesores "hacen malabares" para poder atender a sus hijos e hijas con necesidades especiales, "asumiendo muchas veces las funciones que corresponderían a los auxiliares".

En el colegio Puerta Sancho de Zaragoza también han denunciado la merma de auxiliares de Educación Especial con respecto a los que dispusieron el año pasado desde el primer día de clases, ya que solo cuentan con un profesional contratado 25 horas semanales para atender a seis niños frente a los dos del curso pasado para cinco menores, por lo que están a la espera de que se les refuerce con otro profesional.

Es por lo que, anuncia Plena Inclusión, las familias del alumnado con necesidades de apoyo de La Puebla de Alfindén estudian llevar al Ejecutivo autonómico a los tribunales para solventar "de una vez por todas" el problema con el que se encuentran cada inicio de curso. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión