Despliega el menú
Aragón

PERSPECTIVAS 2021

Nita Macía: "La crisis nos permite tomar decisiones colectivas para lograr mejoras colectivas"

Para la directora de Estrategia y Responsabilidad, consultora especializada en RSC, la falta de grandes inversiones e infraestructuras ha convertido Aragón en un territorio sostenible y competitivo en turismo. Lo importante, dice, es no rebajar la calidad de la oferta.

Nita Macía, en la escultura El Alma del Ebro, en la zona Expo de Zaragoza.
Nita Macía, en la escultura El Alma del Ebro, en la zona Expo de Zaragoza.
Francisco Jiménez

Lo que está sucediendo, de una manera u otra tenía que suceder: esta agitación a nivel internacional en muchos sectores. Todo invitaba a que debíamos hacer un proceso colectivo para tomar decisiones colectivas que lleven a mejoras colectivas, pero nadie sabía cómo abordarlo.

¿Nos ha venido bien una pandemia?

Una situación dura, en la que hay pérdida de vidas, nunca es buena. Pero debemos aprender lecciones. A ver de qué manera esto me puede servir a nivel laboral y personal para construir algo que tenía pendiente. La sostenibilidad es una tarea pendiente desde hace tiempo, porque parecía una preocupación más o menos lejana.

Pero los objetivos de desarrollo sostenible son para 2030.

Y esos objetivos vienen de otros de Desarrollo del Milenio, de 2000. No fuimos capaces de resolver las incertidumbres que planteaban y nos dimos quince años más de plazo. Aún no hemos conseguido identificar los retos.

En 2021 se celebra el congreso de responsabilidad social en Zaragoza.

Y su lema, ‘Medir para transformar’, recuerda que debemos medir las iniciativas que decimos que estamos tomando y ver su resultado. Si no mides algo no sabes si el resultado es bueno, aunque lo hagas con la mejor intención.

¿Qué oportunidades se abren?

Por ejemplo, lo que tiene que ver con el conocimiento en remoto: los que somos de pueblo estamos en una posición un poco más democrática para acceder al conocimiento. ¿Cuál es el problema? La brecha digital. Pero si no hubiera sido por la pandemia, el problema aún se dilataría en el tiempo.

¿Esto va a beneficiar al mundo rural?

Estamos recuperando espacios cercanos, y esto viene bien a los entornos rurales. La falta de inversión económica que ha tenido Aragón nos ha convertido en un territorio sostenible. No ha habido apuestas industriales potentes, grandes infraestructuras viales, y eso nos ha dejado un escenario bastante próximo a lo que en términos de sostenibilidad se define como un territorio sostenible.

Es contradictorio, no invertir económicamente ha traído sostenibilidad.

Incluso hay en Aragón una gran apuesta por las energías renovables que hace que nuestro consumo energético sea negativo conforme a lo que producimos. Esto contribuye a que sea un territorio de turismo sostenible. Si añadimos que nuestro tejido empresarial, sobre todo en turismo, es pyme, micropyme e incluso autónomo, tenemos un producto montado y competitivo.

El turismo debe ser sostenible, responsable y, en pandemia, seguro.

El turismo en España nos fue de cara: abrimos la puerta y vino gente. Ahora tenemos que ver qué demandan los turistas para saber dónde están sus miedos. El 3 de abril organicé en Teruel una reunión con personas que trabajan en sostenibilidad turística. Dije que cuando nos abrieran la puerta, los viajes serían de cercanía, de fin de semana, que todo lo que iba a poder hacerse se llamaba Teruel, Soria, Extremadura... Preparémonos, avisé. Y no caigamos en la tentación de bajar la calidad. Aprovechemos ese flujo de personas que no tienen dónde ir y que se van a convertir en embajadores de nuestro turismo.

¿Qué piensa de los sellos ‘covid free’?

Me enfadé cuando empezaron a ponerlos. España tiene una reputación en seguridad y salubridad. Autoproporcionarnos un sello para convencer a los alemanes de que somos seguros es un error. Porque, ¡ay como pase algo! Nos convertiríamos en una propuesta de turismo no segura y tramposa. Y eso es un peaje, innecesario y carísimo. 

Etiquetas