Despliega el menú
Aragón

educación

Lambán plantea reducir la distancia a un metro en las aulas y descartar mascarillas

El presidente considera que ambas medidas permitirían comenzar el curso con “absoluta normalidad” y advierte de que es “inviable” reducir la ratio a 15-20 alumnos.

El presidente aragonés, Javier Lambán, en su comparecencia este domingo tras la decimocuarta y última videoconferencia con Pedro Sánchez.
El presidente aragonés, Javier Lambán, en su comparecencia este domingo tras la decimocuarta y última videoconferencia con Pedro Sánchez.
Luis Correas

El presidente aragonés, Javier Lambán, ha defendido este domingo que la distancia entre pupitres en las aulas se reduzca del metro y medio anunciado por la ministra de Educación, Isabel Celaá, a un metro y se descarte el uso de mascarillas para garantizar que el próximo curso comience con “absoluta normalidad”. Además, ha advertido de que la pretensión inicial de reducir la ratio a 15-20 alumnos es “inviable” porque no habría ni espacio ni partidas suficientes para contratar al profesorado necesario y, además, impediría la conciliación de la vida laboral y familiar.

La “flexibilización” de las condiciones para volver a las aulas ha sido su principal reclamación en la decimocuarta y última videoconferecencia de Pedro Sánchez con los presidentes autonómicos, en la que también ha vuelto a defender la necesidad de los anunciados planes de respaldo a la automoción y al turismo y de aparcar las críticas entre territorios para afrontar la crisis social y económica que viene.

Lambán ha subrayado, al igual que la mayoría de sus homólogos autonómicos, la petición de que la ratio en la escuelas sea “ligeramente superior” y se emule a otros países como Bélgica reduciendo la distancia entre pupitres a un metro. En este sentido, ha incidido que la propia Organización Mundial de la Salud (OMS) reconoce que esta distancia es “suficiente” para garantizar la salud.

Sobre las mascarillas, ha aseverado que es “absolutamente imposible” que los menores de ocho años vayan a tenerlas puestas toda la jornada e incluso le genera dudas que lo vayan a cumplir los jóvenes. 

El presidente aragonés ha aclarado que las comunidades autónomas tienen las competencias para regular las condiciones en las que comenzará el próximo curso, aunque la distancia entre alumnos viene fijado en un real decreto de aplicación obligatoria. “Corresponde al Gobierno flexibilizarlo”, ha añadido.

En todo caso, Lambán ha asegurado que las clases serán presenciales “para todos” a partir de septiembre, aunque se mantenga como criterio el metro y medio de distancia entre pupitres como ahora recoge el real decreto estatal.

Etiquetas
Comentarios