Despliega el menú
Aragón

covid-19

Inspección de Trabajo ha realizado 2.642 controles a empresas en Aragón

La mayoría ha sido para detectar «incorreciones o falsedades» en las declaraciones de bases de cotización en los ERTE, indican desde la Dirección territorial de la Inspección de Trabajo en Aragón

Román García Oliver es el Director Territorial de Inspección de Trabajo y Seguridad de Aragón
Román García Oliver es el Director Territorial de Inspección de Trabajo y Seguridad de Aragón
Toni Galán

La dirección territorial de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social en Aragón (ITSS) ha realizado desde el inicio de la pandemia hasta ahora 2.642 controles a las empresas. La mayor parte ha sido vigilancia de los ERTE para detectar cualquier posible fraude por error o a propósito. «Al Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) les dijimos que nos mandasen lo datos que necesitaban cotejar mediante control de bases comunicadas para prestaciones por desempleo en los ERTE y se ha actuado en 2.350 empresas (2.300 en Zaragoza, 5 en Huesca y 45 en Teruel)», indicaron desde este organismo. 

«Se han establecido mecanismos de coordinación con el SEPE para la revisión de los datos facilitados por las empresas con la finalidad de detectar posibles supuestos de incorrecciones o falsedades en las declaración de bases de cotización, que puede suponer un reconocimiento de una prestación superior a la que corresponde o casos de fraude», explicó la dirección de la ITSS en Aragón.

47 ERTE denegados, el 0,3% del total

Otro frente de actuación, indicaron, han sido los ERTE rechazados -en concreto, 47 (33 en Zaragoza, 10 en Huesca y 4 en Teruel), un 0,3% denegados del total de los tramitados, según la DGA- de los que solicitó informe a la inspección. Un informe en muchos casos desfavorable, explicaron, ya que las causas ETOP (económicas, técnicas, organizativas o de producción) por las que los solicitaron las empresas aún debiendo ser proporcionadas y limitadas en el tiempo a esta situación excepcional se prolongaban hasta final de año. Asimismo, fuentes de la DGA aclararon que «dichos ERTE fueron rechazados en su mayoría porque eran contrataciones con administraciones públicas o porque la actividad que desarrollan las empresas solicitantes está considerada servicio esencial y no procedía aplicar un ERTE total».

Además, la dirección territorial de la ITSS en Aragón ha iniciado 36 actuaciones ( 33 en Zaragoza y 3 en Huesca) por «denuncias de situaciones individuales laborales relacionadas con el permiso obligatorio retribuido, despidos o rescisión de contratos que debería estar en ERTE pero que al finalizar los mismos se ha dificultado el acceso a prestaciones por paro». Inspección ha cursado también otras 13 intervenciones ( 7 en Zaragoza, 5 en Huesca y 1 en Teruel) por posible fraude en ERTE «en los que se haya podido incluir de forma indebida a trabajadores que no prestaban servicios en la empresa para evitar la compatibilidad entre la prestación y el mantenimiento de la actividad».

El resto de los controles de inspección responden a 196 actuaciones en empresas (incluidas las del ámbito sanitario) realizadas para advertir de la necesidad de corregir «deficiencias en las medidas de seguridad relacionadas con la covid-19». Igualmente, «en las últimas dos semanas la ITSS ha realizado actuaciones en cárnicas de Huesca, remitiendo sendos informes a Sanidad con los hechos que se habían comprobado». Por último, advirtieron, «se van a planificar las visitas con ocasión de las campañas de temporada en el campo, dando preferencia a las denuncias que se presenten».

Etiquetas
Comentarios