Aragón
Suscríbete por 1€

8-M. día internacional de la mujer

Las manifestaciones del 8-M tiñen de morado las calles y plazas de Zaragoza

La marcha de la capital aragonesa ha sido la más participativa de toda la Comunidad, con más de 10.000 personas.

Aragón ha vuelto a responder de forma masiva a la llamada del 8-M. No ha importado que fuera domingo, ni que las principales manifestaciones coincidiesen con las horas centrales del regreso del puente de la Cincomarzada. La marea feminista ha teñido de morado las calles de las tres capitales de provincia para exigir igualdad de derechos en el Día de la Mujer. Especialmente multitudinaria ha sido, por tercer año consecutivo, la de Zaragoza, donde se han reunido decenas de miles de personas, más de 10.000 según la Delegación del Gobierno.

Pese a no repetir las cifras de ediciones anteriores, muchas personas se han sorprendido por la cantidad de gente que se ha congregado en el centro. La jornada ha transcurrido sin incidencias reseñables, y aunque la huelga convocada por ISTA, SOA y CUT tuvo un seguimiento reducido en comparación con años anteriores por el hecho de ser domingo, los paros se han sentido especialmente en el transporte público, con cortes y esperas de alrededor de media hora.

Así ha sido la manifestación feminista en las calles de Zaragoza

Este domingo, como han recordado los manifestantes, no había uno, sino "más de mil motivos" para salir a la calle, una reivindicación que se ha escuchado tanto por la mañana, en la protesta estudiantil que ha partido del campus San Francisco, como en las actividades programadas en distintas partes del territorio.

En Zaragoza se han organizado performances, talleres, comidas de traje a las que cada cual llevó sus tápers y bocadillos... Los barrios han vuelto a tener un protagonismo especial, con columnas desde puntos como San José, el Gancho, Las Delicias, Parque Goya, el Picarral, el Actur, Torrero o los barrios del sur, que han confluido en la plaza de Paraíso, desde donde se ha iniciado la marcha.

La cabecera de la manifestación

El primer paso se ha dado en torno a las 18.10, pero media hora más tarde todavía había cientos de personas que esperaban a salir. Los manifestantes 'han tomaron' las vías del tranvía entre bailes, pancartas y consignas. Este año, la cabecera ha guardado un espacio reservado para las personas con movilidad reducida. Además, se han escuchado batukadas, canciones, bengalas... El morado ha vuelto a ser, como marca la tradición, el color predominante, presente en pañuelos, camisetas, pelucas y pancartas.

Entre las decenas de eslóganes de los carteles se han leído frases como 'Lo contrario al feminismo es la ignorancia', 'Nos cortan las alas y luego nos culpan de no saber cómo volar' o 'Defendamos la lucha de nuestras abuelas'.

Un año más, no han importado la edad. Han asistido desde niños, que apenas se tenían en pie, a padres que han reclamado un mejor futuro para sus hijas. También jubilados que, pese a reconocer "avances" en las últimas décadas, han admitido que queda mucho camino por andar.

A la convocatoria ha asistido también un nutrido grupo de representantes políticos de la Comunidad. Además del presidente de Aragón, Javier Lambán; el de las Cortes, Javier Sada; la delegada del Gobierno en Aragón, Pilar Alegría, y la vicealcaldesa de Zaragoza, Sara Fernández, han acudido integrantes de PSOE, PP, Podemos, Cs, CHA, PAR, IU y Zaragoza en Común (ZEC). El único partido que no ha estado representado ha sido Vox, ya que sus principales líderes, según han informado desde la formación, estaban de regreso tras participar en el congreso de Vistalegre, en Madrid. También se ha echado en falta al alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón.

Además de igualdad de derechos, los manifestantes han exigido reducir la brecha salarial, reforzar la seguridad y la lucha contra la violencia de género, un consumo responsable que cuide del planeta y unas pensiones dignas y el reconocimiento de los cuidados.

La protesta ha terminado pasadas las 21.00 en la plaza del Pilar con la lectura del manifiesto, en el que se ha pedido una sociedad "libre de violencias" y se ha recalcado que no se va a dar "ni un paso atrás". "Nos van a tener enfrente, bravas y luchadoras", han dicho.

El 8-M en Huesca y Teruel

En Huesca, la manifestación ha estado marcada por las obras en el Coso, que han obligado a cambiar el recorrido habitual, y en Teruel, se calcula que unas mil personas –las mismas que en la capital altoaragonesa, según cifras de la Delegación del Gobierno– se han echado a la calle para recordar que "la lucha sigue cueste lo que cueste". Las ha habido que incluso han viajado desde otros puntos, como Albarracín o Rincón de Ademuz para no perderse este momento.

Las capitales de provincia no han sido las únicas que han apoyado las reivindicaciones del 8-M. En Tarazona, por ejemplo, más de 300 personas han protagonizado una marcha contra el machismo por las principales calles de la localidad, y desde Barbastro se ha puesto el acento en el medio rural.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión