Despliega el menú
Aragón

Bezas: un entorno de cine y un Molino para reponerse

Bezas tiene en el hotel y restaurante municipal una excelente base para la gran cantidad de actividades relacionadas con la naturaleza que pueden practicarse en el municipio.

Manuel y Teresa, en la barra de El Molino.
Manuel y Teresa, en la barra de El Molino.
Laura Uranga

El alcalde de Bezas, Alejandro Alonso, está tomando algo en El Molino antes de incorporarse a una reunión. Habla con un convecino de música; resulta que su interlocutor compró ‘Canciones de la resistencia’ de Chicho Sánchez Ferlosio, editado hace unos meses por el sello zaragozano Madmua Records. "Tienes que oírlo, Alejandro". "Lo oiré", replica el primer edil, que lleva 26 años en el puesto. En Bezas hay amor por la cultura y, sobre todo, por el entorno natural privilegiado del que se disfruta en esta localidad, situada en la linde sureste de la comarca de la Sierra de Albarracín.

"Algunas cosas hemos hecho, y muchas otras faltan por hacer o mejorar –apunta Alejandro– pero la principal es frenar la despoblación, ya que para revertir eso harían falta infraestructuras que no tenemos. Al menos hay que mantenerse. Aquí siempre miramos hacia adelante, aunque sin olvidar lo hecho en su día. No sé si sabéis que en los años 60 este pueblo vivió tiempos buenos, gracias a las minas y las resinas del pino rodeno, que se usaban luego en la confección de muchos productos. Había recursos: fíjate que se llegó a construir un cine, aunque no duró mucho en activo; lo hemos recuperado y se dotó al edificio de una sala de exposiciones; desgraciadamente, ahora no está operativo porque se metió el agua y hay que reparar varias cosas".

Alejandro reconoce que la iglesia local, consagrada a la Visitación de Nuestra Señora, es muy humilde, aunque tiene detalles de valor histórico. "Supongo que aquí no ha habido tanta raigambre religiosa, pero tratamos de cuidar el pueblo y lo servicios, hay muchas casas arregladas y otras que por desuso necesitan de obras. Nuestro gran valor, creo yo, está en el entorno natural: la laguna de Bezas es una maravilla, tenemos la peña de la Cruz, y la joya de la corona que suponen las pinturas rupestres y todo el paisaje del rodeno. Somos pocos en el municipio y estamos tan cerca de Teruel que la gente joven de aquí trabaja en la ciudad. Queda un solo agricultor y ganadero que se encarga de llevar toda la tierra del municipio, y tenemos una excelente panadería, que surte a varios pueblos de la zona, además del hotel municipal, claro, que ahora mismo tiene una gestión muy buena".

Los aludidos

El bar-restaurante y hotel El Molino tiene 14 habitaciones, está a pie de carretera y es una parada habitual entre los visitantes ocasionales de la zona o quienes quieren hacer base aquí para sus excursiones. Lo lleva una familia llegada de Barcelona hace un año y tres meses. "Llevamos poco aquí –comenta Teresa Carretero– pero nos gusta tanto que no queremos ni pensar en movernos. Lo nuestro es la cocina con cariño, yo aporto la casera y mi hijo Sergio, que vino a estudiar hostelería en Teruel, inventa cosas muy buenas, tapas y postres incluidos. Junto a mi esposo, Manuel Ramírez, llevamos esto los tres. A Bezas llegamos como tantos otros a cualquier lugar; mi hijo se enteró de que El Molino estaba cerrado y buscaba gestores, nos animamos y nos hemos establecido. Tenemos Teruel a un paso para cualquier necesidad, Valencia cerca... y el pueblo nos encanta".

Dicen los asiduos que los guisos de Teresa están de rechupete. "A mí pídeme unas manitas de cerdo, callos con garbanzos, judías con morro, guiso de ciervo, pisto, pollo de corral con boletus… todo como aprendí de mi madre, conquense de nacimiento. En fin de semana hay siete primeros y siete segundos, vamos cambiando según los abastos. Todo fresco y de primera".

Dornaque: un análisis minucioso al Paisaje Protegido de los Pinares de Rodeno

El Centro de Interpretación Dornaque está a poco más de dos kilómetros del casco urbano de Bezas, y se considera parte del área de influencia de este municipio aunque técnicamente sea terreno de la ciudad y la Comarca de Albarracín. "No obstante, como somos los que más cerca estamos y siendo pueblo comunero, lo consideramos un poco nuestro", apunta el alcalde de Bezas, Alejandro Alonso.

La instalación está situada en lo que era la antigua casa forestal de Dornaque; por fuera se ha preservado el aspecto original, pero dentro es una instalación moderna preparada para ofrecer información precisa sobre el Paisaje Protegido de los Pinares de Rodeno (categorización establecida en 1995) y sus múltiples aspectos de interés. En horario de otoño e invierno abre sábados, domingos y festivos de 10.00 a 14.00 y de 15.00 a 18.00; además, se pueden alquilar allí bicicletas para recorrer los alrededores.

En la planta baja del centro se ofrece información sobre la geología local y una explicación de la vida de los antiguos resineros de Bezas y de toda la zona de pinares. En la primera planta hay audiovisuales informativos y análisis de las pinturas rupestres levantinas del área, mientras que en la segunda se aborda la micología aragonesa.

Del centro parten varia ruta senderistas, con algunas fáciles (Navazo, pinturas rupestres) y otras algo más exigentes, como la que llega hasta las Tajadas y la Peña del Hierro o la de Las Olivanas.

Los imprescindibles

El Rincón de Bezas

Esta casa rural tiene una elevadísima puntuación en los buscadores web, y no es casual; acogedora, limpia, dotada con todas las comodidades y un trato impecable de sus dueños. Una gran opción para los amantes de este formato.

La Laguna de Bezas

Rodeada de pino rodeno y sabinas, brilla especialmente n primavera y llega a helarse en invierno. Es la laguna de agua dulce más grande de la sierra, y la riqueza ornitológica que reúne (resulta fácil ver fochas y zampullines) es grande.

Manuel Ortega y la resina

Es el único resinero de la provincia, y hace un año recuperó la tradición de esta profesión en la provincia, con la resina obtenida de una plantación de 2.500 pinos de la especie pinaster, por la que pujó en el ayuntamiento.

- Ir al especial Aragón, pueblo a pueblo.


Etiquetas
Comentarios