Aragón

Casi 17.000 aragoneses cobran una pensión por debajo del umbral de la pobreza severa

De estas prestaciones, inferiores a los 304 euros al mes, el 40% son de viudedad. Hay 6.770 perceptoras. Otros 66.507 pensionistas reciben entre 304 a 609 € mensuales, por lo que están en riesgo de pobreza

Un total de 83.493 pensionistas aragoneses –el 27,8% del total– recibieron el año pasado prestaciones por debajo de la cuantía mínima que determina el umbral del riesgo de pobreza en España.

Este tope estaba fijado en 2017 en 609 euros mensuales (percibidos en 14 pagas), lo que dejaba la pensión en 8.526 euros anuales.

De este volumen de pensionistas, 16.986 percibieron cuantías aún menores, que no llegaron a superar el umbral de la pobreza severa, fijado en 304 euros mensuales –4.256 euros anuales–.

Entre estas prestaciones, destacaron las de viudedad, que coparon casi el 40%, del total de las pensiones más bajas, con 6.770 perceptoras –estas ayudas son recibidas mayoritariamente por mujeres–.

Estos datos, facilitados esta semana por la Red Aragonesa de Entidades Sociales para la Inclusión, aprovechando la conmemoración del Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza, vienen a poner de manifiesto, según sus promotores, que un porcentaje considerable de los pensionistas de la Comunidad –incluyendo a los que perciben prestaciones de jubilación, incapacidad permanente, viudedad, orfandad o favor familiar– podrían estar en riesgo de pobreza o pobreza severa.

Esto no significa que la unidad familiar a la que pertenecían estos pensionistas pudiera ser calificada, a su vez, como en riesgo de pobreza ya depende de las circunstancias de cada cual y de si formaban parte de un hogar en el que entraron otros ingresos (aunque fueran también pensiones bajas) o si habitaron un hogar unipersonal.

En cualquier caso, la realidad mostrada en el informe alerta sobre una situación que no ha cogido por sorpresa a las organizaciones de pensionistas de la Comunidad, que llevan tiempo avisando del empeoramiento que sufren las pensiones en España.

José Luis Cabello, portavoz en Zaragoza de la coordinadora estatal por la defensa del sistema público de pensiones, recuerda que es algo que llevan denunciando desde hace algunos años: "Nos han vendido una recuperación económica que ya sabemos dónde ha ido: a los grandes capitales, los bancos rescatados y a los defraudadores que se han aprovechado de la amnistía fiscal", dice.

"Y eso que en Aragón no nos podemos quejar –acepta–. Si nos comparamos con la media de España o con otros territorios, la Comunidad está entre las mejores cuando hablamos de pensiones y de pobreza".

Al menos, en lo que se refiere a cuantías medias. Lo que no quita para que se muestre muy crítico con las iniciativas anunciadas o aplicadas por el Gobierno, que califica de "parches" y "medidas electoralistas".

En defensa de una renta mínima

En este sentido, Cabello recuerda que hoy lunes retoman las concentraciones informativas en la plaza del Pilar en defensa del sistema público de pensiones. Y reitera que seguirán reclamando una prestación mínima, en línea con lo que recoge la Carta Social Europea.

Este documento defiende que cada país fije una cuantía económica de mínimos equivalente al 60% de la renta media del país, "para no caer en la pobreza", explica. También recordó que seguirán reivindicando que las pensiones en España se revaloricen anualmente tomando como referencia el IPC, "como ya estaba antes –dice–, para recuperar poder adquisitivo".

Tomás Yago, secretario de la Federación de Pensionistas de UGT, coincide en las peticiones: una pensión mínima –que UGT fija en 1.000 euros, a lograr a medio-largo plazo, en línea con el salario mínimo–, y que se recupere la revalorización de las prestaciones en función del coste anual de los precios, para mantener el poder adquisitivo. "Hay que priorizar la lucha contra la desigualdad y la pobreza", afirma Yago.

Para el representante de UGT es vital definir primero, mediante un pacto, qué se entiende por "pensión digna" y que este concepto se mantenga en el tiempo, para evitar que haya "permanentes rectificaciones posteriores, en función de quién gobierne o de las circunstancias económicas del momento".

"Hay que asegurar como sea –mantiene– la financiación del sistema público. Es un problema de ingresos, no de gasto. Y por tanto, hay que intentar diversificar las fuentes de financiación, aumentar las cuotas sociales y exigir contratos de trabajo dignos».

La pensión media aragonesa: 1.008 euros en septiembre

A 1 de septiembre de este año, el número de pensiones en vigor en Aragón era de 302.250 (incluyendo todos los tipos de prestación: jubilación, incapacidad permanente, viudedad, orfandad y favor familiar). Y la cuantía media alcanzó los 1.008,78 euros.

Según los datos más recientes publicados por la Seguridad Social, la pensión media en Zaragoza fue más elevada: 1.048,56 euros; en Huesca, la prestación media se situó en los 914,22 euros y en Teruel, en 911,71.

Esto significa que solo la prestación media de Zaragoza (y la calculada para Aragón) estaba por encima de la media nacional, que fue de 957,36 euros.

Por tipos de pensiones, la media de las prestaciones percibidas en Aragón por jubilación fue de 1.155,14; las de viudedad quedaron en 709 euros como media y las más bajas fueron las de orfandad, que rondaron los 406 euros mensuales.

Etiquetas
Comentarios