Despliega el menú
Aragón

La DGA cubrirá las ayudas de alquiler que Fomento anunció para jubilados y ha eliminado

La directora general de Vivienda incluirá el programa dentro de la convocatoria aragonesa, que saldrá en primavera

La directora general de Vivienda, Mayte Andreu, en su comparecencia de este miércoles ante la Cámara autonómica.
La directora general de Vivienda, Mayte Andreu, en su comparecencia de este jueves ante la Cámara autonómica.
Cortes de Aragón

El Gobierno de Aragón mantendrá el programa de ayudas de alquiler para jubilados que el Ministerio de Fomento incluyó en su propuesta de plan estatal de vivienda y que ahora ha eliminado sin avisar a las comunidades autónomas. Así lo ha asegurado a este diario la directora general de Vivienda, Mayte Andreu, quien ha adelantado que la DGA sufragará con fondos propios la cobertura adicional prevista para las personas mayores, que llega hasta el 50% del coste del arrendamiento, además de la línea específica para subvencionar el pago de los gastos de mantenimiento, comunidad y suministros básicos.

Mayte Andreu ha explicado que la convocatoria autonómica incluirá los tres programas de alquiler incluidos inicialmente en el plan estatal de vivienda 2018-2021, de modo que los jóvenes y los mayores dispondrán de un respaldo superior al resto de la población: si las ayudas llegan al 40% en sus casos serán del 50%, siempre y cuando los ingresos de su unidad familiar no supere tres veces el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (Iprem), lo que significa 1.613 euros al mes, el mismo límite establecido para el resto de las ayudas de alquiler.

Los mayores con escasos recursos se podrán beneficiar además de una nueva ayuda pensada para subvencionar hasta 200 euros mensuales de los gastos de mantenimiento, comunidad y suministros básicos de inmuebles en propiedad. Eso sí, solo se cubrirá los recibos de la vivienda habitual y siempre que el patrimonio de los potenciales beneficiarios no supere los 100.000 euros.

La directora general de Vivienda ha lamentado la actitud demostrada por Fomento, ya que se reunió con el subdirector general, Anselmo Menéndez, el pasado 13 de febrero para abordar el plan y "en ningún momento" se le comunicó la supresión del programa específico de ayudas para mayores en una tercera versión del plan estatal, pendiente de aprobación. "He hablado con la mayoría de mis homólogos autonómicos y tampoco se les ha informado", ha dicho antes de relatar que se enteró al revisar el borrador que está ahora mismo accesible en la web del Ministerio.

El plan estatal, a la espera

Si se cumplen las previsiones oficiales, el plan estatal de vivienda 2018-2021 se llevará al fin al Consejo de Ministros del viernes y, por tanto, se podrá aprobar como real decreto a mediados de mes, tal y como anunció el titular de Fomento, Íñigo de la Serna. Al mismo tiempo, se ha citado a las comunidades autónomas para el día 15 con el fin de negociar el reparto de las ayudas en la sectorial, aunque la financiación seguirá condicionada a la aprobación de un presupuesto que ni se ha presentado ni cuenta con la mayoría parlamentaria necesaria para tramitarlo.

Ante el retraso acumulado y la amenaza de bloqueo del plan estatal, la DGA ha optado por lanzar un programa propio de ayudas a la espera de que se resuelva la situación.

Por ello, lamentó que Fomento no le haya informado y el subdirector de Vivienda no le haya cogido el teléfono desde hace dos semanas, ya que ahora ha tenido que rehacer las bases de la convocatoria, que ya estaban informando los servicios jurídicos.

Los plazos son primordiales para evitar problemas en la resolución de las ayudas, pero lo que no se podrá solventar si no hay presupuestos estatales es la reducción de las ayudas. Aunque la Consejería de Vertebración prepara sus propias convocatorias de rehabilitación y subvenciones al alquiler, las limitaciones presupuestarias y la ausencia de cofinanciación estatal reducirá la asignación de 17 a 5,2 millones.

Con la aprobación de las cuentas autonómicas el pasado 28 de febrero, el Gobierno PSOE-CHA estará en disposición de abrir el plazo para presentar solicitudes a principios de primavera y resolverlas antes del verano. Si para entonces Madrid no ha aclarado la suerte del plan estatal, los 4 millones de cofinanciación autonómicas (del total de 17 previstos) se destinarán a ampliar el nuevo plan aragonés de vivienda, de modo que pase de 5,2 a 9,2 millones.

Etiquetas
Comentarios