Despliega el menú
Aragón

Cretas: el Matarraña a vista de bici

A sus 25 años, Javier lleva ya más de un lustro como microempresario en el Matarraña; todo parte desde Cretas, con la vía verde Val de Zafán como gran aliada.

La empresa tiene su sede central en Cretas.
La empresa tiene su sede central en Cretas.
Laura Uranga

Javier Arias empezó Matarraña Aventura con 19 años en Torre del Compte, donde vivía con sus padres desde los 11; había llegado allí desde su Barcelona natal. Ahora tiene 25: un joven veterano en el tema del emprendimiento, con la cabeza preclara y las metas bien definidas. En las antípodas del mensaje derrotista que se escucha en otros puntos de Aragón, y más aún en Teruel, este veinteañero cree que el núcleo rural es el auténtico caldo de cultivo para desarrollar grandes ideas. En el Matarraña, además, cuenta con el gran aliado de un entorno espectacular. "Arranqué con ocho bicicletas, el todoterreno de sus padres con el remolque de las almendras y a funcionar. La estación estaba a un kilómetro y medio… pero yo tenía en mente venir a Cretas, porque prácticamente es la cima de la vía verde Val de Zafán, que va desde La Puebla de Híjar al mar por Deltebre".

La idea no es batir récord del mundo alguno, ni siquiera una plusmarca del municipio. Lo de aventura engloba también el espíritu lúdico y, en este caso concreto, es un concepto antónimo de la competición. "Al final, la gente prefiere un paseo de bajada, disfrutar de las vistas: aquí tenemos un montón de cosas, desde los puertos de Beceite a los campos de cultivo de almendra, viña y olivo, las rocas de Benet, las pozas y barrancos, los túneles, salir al Ebro… un paisaje cambiante que se disfruta muchísimo. Luego los recoges en coche. Nos vamos apañando bien: trabajamos tres durante el año, y en verano hay alguno más".

Cretas: el Matarraña a vista de bici

La vía verde tiene ?como ocurre siempre en este tipo de terrenos? un pasado ferroviario. El hecho de que Cretas sea el punto más alto de la zona hace que esta opción sea perfecta para senderistas y paseos a caballo; hay varias rutas, y Matarraña Aventura sugiere una u otra dependiendo del cliente; más cortas, apropiadas para público familiar, y también se encuentran recorridos ligeramente más largos. Las opciones van de 11 a 42 kilómetros, con un noventa por ciento en descenso y llano en el resto.

Matarraña Aventura tiene más presencia por la comarca, aunque la sede esté en Cretas. Bicis aparte, también proponen excursiones en 4x4, senderismo, paintball, barrancos y hasta un ‘escape room’. "Tenemos ?aclara Javier? dos centros de distribución y tienda en Calaceite y Valderrobres. Con la comarca nos llevamos muy bien, tanto con el departamento de Juventud y los Jóvenes Dinamizadores Rurales como con Turismo. Nos movemos por todo el Matarraña en cuestión promocional, y escuchamos otras experiencias. En los ayuntamientos también han echado una mano en el tema burocrático, sobre todo Cretas y Torre del Compte. Tengo mis raíces en Torre del Compte, pero después de un buen tiempo en Cretas también siento ya que pertenezco al pueblo".

Al trote y a la mesa

La Hípica dels Ports, que lleva la familia Miralles Bergé, es otra gran referencia en la oferta local de ocio de Cretas. Además de paseos a caballo y pony, también dan clases de equitación… y tienen una de las mejores braserías de todo el Matarraña, especializada en el chuletón. Una curiosidad; el hijo mayor del dueño es Albert Miralles, jugador profesional de baloncesto que se acaba de retirar este verano en el Joventut de Badalona y que triunfó en la liga italiana, el famoso ‘pallacanestro’. Llegó a jugar la liga de verano de la NBA, y a punto estuvo de unirse al colectivo de baloncestistas españoles en la mejor liga del mundo.

En Cretas hay huella íbera con diversos yacimientos, además de pinturas rupestres virtuales: la aplicación Matarranya Rock Art rescata vestigios arrancados hace un siglo en el barranco de Calapatá, concretamente el la Roca dels Moros y Gascons, además de otras en la Font de la Bernarda. También es muy apreciada la ermita de la Virgen de la Misericordia, rodeada de cipreses y sita a un kilómetro del centro del pueblo. Data del siglo XVI y pertenece al llamado gótico levantino.

LOS IMPRESCINDIBLES

Nicanor Villalta

El torero nació en Cretas en 1897, y desde principios de la década de los veinte se distinguió como uno de los matadores más exitosos en la plaza de Las Ventas. Murió en Madrid en 1980. Su pueblo le ha dedicado un busto.

La Barraca

Esta asociación cultural y gastronómica ha formado parte durante años el circuito habitual de conciertos populares en Aragón. Además de la actividad en su local de siempre, también organizan conciertos en otros espacios.

-Ir al especial 'Aragón, pueblo a pueblo'.

Etiquetas
Comentarios