Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

¿Una firma oculta en 'La presentación de Jesús en el Templo' de Sijena?

Jorge Español, abogado del ayuntamiento de la localidad oscense en el litigio de los bienes, defiende que la tabla que iba a subastar Balclis en Barcelona lleva el nombre del pintor Pedro Núñez.

El cuadro fue retirado de la subasta que celebró ayer la sala barcelonesa Balclis.
El cuadro fue retirado de la subasta que celebró ayer la sala barcelonesa Balclis.
Heraldo

Los cuadros con firmas o mensajes ocultos constituyen casi un género literario en sí mismos. Han inspirado a escritores, cineastas y, también, a historiadores del arte. El último de los casos registrados tiene especial relevancia para Aragón porque se trata de ‘La presentación de Jesús en el templo’, una tabla que la sala barcelonesa Balclis atribuía al maestro de Sijena y que tenía previsto subastar ayer hasta que el hecho fue denunciado por el Ayuntamiento de Villanueva de Sijena y la pieza fue retirada de la venta. Lo curioso es que quien ha descubierto ese ‘mensaje oculto’ en la pintura es el responsable de que la retiraran, el abogado Jorge Español, que presentó la denuncia en nombre del ayuntamiento de la localidad oscense.

Español estudia detenidamente todo lo relacionado con Sijena y, en el caso de las obras de arte, las analiza milímetro a milímetro. En esta tabla la clave se la dio el mantel que cubre el altar en la escena en que Simeón recibe al niño en el templo. Por debajo del recién nacido, en la tela, se leen varias palabras, todas menos una incompletas. A la izquierda ‘(do)mine’, abajo ‘nvncdim’ y a la derecha ‘it(tis)’.

"Corresponde a la frase que aparece en el Evangelio de Lucas 2, 29-32: ‘Nunc dimitis servum tuum, Domine, secundum verbum tuum in pace’", señala el abogado. Es el famoso ‘Cántico de Simeón’, uno de los cuatro Cánticos Evangélicos, el empleado en el rezo de las completas: ‘Ahora despides, Señor, a tu siervo, conforme a tu palabra, en paz’.

"Es una frase muy larga y el pintor la cortó en el cuadro empleando solo tres palabras, que dispuso de tal forma que se pudiera leer su nombre –defiende el abogado–. Eligió que se vieran solo tres: nunc, dimitis, domine, y con ellas quiso revelarnos su identidad a través de lo que se denomina un palíndromo bifronte". Un palíndromo es una palabra o grupo de palabras que se lee igual de izquierda a derecha que de derecha a izquierda, como ‘Yo soy’. El bifronte es aquel que, leído en un sentido, tiene un contenido diferente al leído del otro.

De influencia italiana

Según Español, de la época en que fue pintada la tabla solo se conoce a un pintor con ese apellido. Se trata de Pedro Núñez, Pere Nunyes o Pedro Nunes (Portugal, siglo XV-Barcelona, 1554). Y él es, con nombre y apellido, el artista que los historiadores, que no habían podido establecer su identidad, han llamado hasta ahora ‘Maestro de Sijena’.

Se sabe que Pedro Nunes se estableció en Barcelona hacia 1508, continuando la labor de Joan de Burgunya dentro de la escuela pictórica renacentista de la ciudad.

Su estilo, definido como "de una fuerte influencia italiana, de tono rafaelesco", no parece casar del todo con la obra realizada para el monasterio de Sijena. También parece algo forzado el razonamiento por el que Español llega a la conclusión de la firma (véase la información adjunta). Pero el abogado no alberga dudas. "El pintor, con este palíndromo bifronte, quiso pasar a la posteridad como un verdadero maestro de la pintura. Es una buena noticia para Sijena que, por cierto, está recibiendo muchas visitas en los últimos tiempos. El monasterio parecía muerto y está empezando a resucitar".

‘La presentación de Jesús en el templo’ figuraba con el número 1.349 en el catálogo de la casa Balclis con un precio de salida de 85.000 euros.

Tras la denuncia penal interpuesta por el Ayuntamiento de Sijena ante un juzgado de Huesca la obra fue retirada de la sesión. La denuncia reclamaba la incautación urgente de la obra para que los expertos verificaran si la pintura es del Maestro de Sijena y exigir, en caso afirmativo, el retorno al monasterio, algo que acabará pasando, según Jorge Español. "Esta tabla salió de allí en el 36 (después de que el conjunto fuera declarado Monumento Nacional en 1923) y por lo tanto tiene que volver", concluye.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión