Aragón

La DGA releva al alto cargo que denunció el caso Plaza ante la Fiscalía Anticorrupción

El consejo de Suelo y Vivienda deja vacante la gerencia que ocupaba Andreu, que se incorpora como alto funcionario a la Administración aragonesa.

El Gobierno autonómico que lidera el socialista Javier Lambán ha decidido relevar al alto cargo que denunció la presunta malversación millonaria en las obras de Plaza ante la Fiscalía Anticorrupción, Jesús Andreu. El nuevo consejo de administración de Suelo y Vivienda de Aragón (SVA) destituyó al hasta ahora gerente en su primera reunión, celebrada el pasado martes, y sus poderes los asumirá en solitario el presidente de SVA y consejero de Vertebración del Territorio, el nacionalista José Luis Soro, hasta que se nombre a otro gestor, previsiblemente en la primera quincena de octubre.

Tras la decisión, Jesús Andreu comunicó su dimisión como gerente de las plataformas logísticas y de Expo Zaragoza Empresarial, cargos que compatibilizaba hasta ayer con el de Suelo y Vivienda con un único sueldo que cobraba de esta última sociedad pública. Su desvinculación con la Administración autonómica no será total, ya que Andreu se reincorpora hoy como alto funcionario a la Dirección General de Vivienda de la que salió en el otoño de 2011 para asumir sus funciones como cargo de confianza del Gobierno PP-PAR.

Su relevo estaba más que cantado con el cambio político en la DGA, ya que la gestión del conglomerado logístico e inmobiliario durante los últimos cuatro años fue uno de los principales puntos de crítica de los socialistas y del resto de la oposición.

Desde la DGA se remarcó que la decisión nada tiene que ver con el hecho de que el ya ex alto cargo acudiera a Madrid en el verano de 2013 a denunciar ante el fiscal anticorrupción Juan José Grinda las presuntas irregularidades en la de urbanización de Plaza, desarrollada durante la etapa de los gobiernos PSOE-PAR. Tras esta iniciativa personal, que puso en conocimiento previamente al Gobierno de Rudi, interpuso una segunda denuncia por otra supuesta malversación millonaria en una promoción de naves de Plaza. En esta ocasión, contó con el aval del consejo de administración de la sociedad pública y, como en el primer caso, dispuso del respaldo de los servicios jurídicos de la DGA.

Este segundo caso, uno de los cuatro vinculados a Plaza que aún siguen abiertos, se juzgará dentro de dos semanas y el exgerente ya está citado a declarar en calidad de testigo. La Fiscalía y las acusaciones particulares están convencidas de que se pagó un sobreprecio de entre 15,2 y 17,8 millones de euros en la promoción de naves que se le encargó al grupo Codesport, perteneciente al exdueño del Real Zaragoza, Agapito Iglesias. Tanto la Fiscalía como las acusaciones solicitan penas de entre 12 y 15 años para el empresario y los otros tres acusados, entre ellos el exviceconsejero de Obras Públicas, Carlos Esco.

"Algo normal y razonable"

El propio Jesús Andreu aseguró ayer a este diario que entendía su relevo como una decisión "normal y razonable" ante un cambio de gobierno. Además, señaló que se ha mantenido en todo momento una correcta relación y todo ha transcurrido "en el mejor tono".

La destitución estaba confirmada de facto desde principios de agosto, cuando el Consejo de Gobierno acordó ya el nombramiento del economista Francisco de la Fuente, ahora al frente de la Terminal Marítima de Zaragoza, como gerente de Plaza, Plhus, Platea y de Expo Zaragoza Empresarial. No obstante, los consejos de administración tienen que reunirse para hacer oficial su designación y aún no hay fecha fijada.

Etiquetas
Comentarios