Aragón

Más críticas y dudas sobre el nuevo colegio concertado de Cuarte tras la baja demanda

Ha recibido 24 solicitudes para 75 plazas. La DGA podría derivar allí a los niños que se han quedado fuera de los colegios públicos.

Inicio de las obras del colegio Ánfora Internacional en Cuarte.
Laura Uranga

La puesta en marcha de un nuevo colegio concertado en Cuarte de Huerva ha marcado el proceso de escolarización. Diversas asociaciones y partido políticos criticaron el concierto (provisional) de un centro aún sin construir y la reducción de plazas en los colegios públicos del municipio. El nuevo colegio Ánfora Internacional ha tenido menos solicitudes de las que ellos y la Administración esperaban (24 solicitudes para 75 plazas ofertadas en 1º de Infantil). Y resurgen las dudas y críticas sobre este proyecto.

"La apuesta por un centro concertado de dudosa naturaleza ha fracasado estrepitosamente. Los colegios públicos de Cuarte han tenido 182 solicitudes frente a 24 de la concertada. Han intentado desviar solicitudes de las familias al centro privado, pero las éstas han elegido mayoritariamente la escuela pública", afirmó este lunes en rueda de prensa Enrique González, presidente del AMPA Río Huerva del colegio Foro Romano.

Según los datos provisionales publicados por el Gobierno de Aragón, el colegio Ramón y Cajal ha tenido 49 solicitudes para 25 plazas; el Foro Romano, 118 para 75; el Cuarte III, 15 para 25; y el concertado Ánfora Internacional, 24 para 75. En total, 67 niños se han quedado sin plaza en el colegio elegido en primera opción (todos en la pública). Y en el municipio hay 61 vacantes: 10 en el colegio Cuarte III y 51 en el concertado.

Los representantes de FAPAR y del AMPA Río Huerva volvieron a pedir este lunes la retirada del concierto al colegio Ánfora, la recuperación de las dos unidades planificadas inicialmente en el colegio Cuarte III y la habilitación de otra vía en un centro público. El colegio Ramón y Cajal no tiene espacio para ampliaciones y el Foro Romano está saturado, con 12 barracones este curso. El Ramón y Cajal acoge dos aulas puente del Cuarte III.

"El concierto de un colegio privado aún sin construir es un hecho insólito que nunca había ocurrido en nuestra Comunidad. Es un claro ejemplo del desmantelamiento de la escuela pública y la apuesta por la concertada que está haciendo esta Administración", subrayaron desde FAPAR.

El concierto está condicionado a que las obras del centro (de momento apenas ha habido movimiento de tierras en el solar) estén finalizadas el 17 de agosto y la plantilla contratada. El Gobierno de Aragón ha concedido provisionalmente el concierto para 14 unidades desde 1º de Infantil hasta 2º de la ESO. La cooperativa no ha explicado cuántas solicitudes han recibido para el resto de los cursos ni han valorado públicamente el proceso de escolarización.¿Cómo se adjudicarán las plazas?

Desde el Departamento de Educación afirman que aún no han tomado una decisión sobre la apertura o cierre de unidades ni sobre un posible cambio en las condiciones del concierto con Ánfora Internacional. "Hay que esperar a ver las segundas opciones de las familias. Habrá que analizar la situación de Cuarte, igual que del resto de localidades. No hay ninguna decisión tomada", afirman fuentes del Departamento.

Este miércoles se celebrará el sorteo en los 54 colegios de Aragón que han tenido exceso de demanda. Despues los consejos escolares baremarán las solicitudes y las listas provisionales se publicarán en cada centro del 30 de abril. La DGA puede decidir abrir o cerrar vías antes o después de la publicación de las listas definitivas (el 8 de mayo). Los que se han quedado sin plaza en el centro elegido en primera opción deberán esperar a un nuevo sorteo en los servicios provinciales y a la posterior adjudicación de plazas por parte del Departamento. Podría ser que familias que no han elegido el colegio concertado Ánfora fueran derivadas a él.

"Educación distribuye a los niños teniendo en cuenta sus segundas y siguientes opciones de su solicitud. Si esos centros están llenos o no han rellenado todas las opciones, un sistema informático les adjudica un centro con vacantes en su zona escolar. Si una familia no está de acuerdo, al final del proceso puede solicitar el cambio a cualquier otro colegio con vacantes", explican desde Educación.

"No vamos a admitir que el excedente de Cuarte pudiera ir al colegio concertado. Lo vamos a rechazar de pleno. Reclamaremos que las familias que han elegido un centro público se escolaricen en uno público", han afirmado desde FAPAR. Enrique González ha apuntado que están dispuestos a llevar este caso (la posible derivación de familias al concertado) a los tribunales, como se ha hecho en Jaca.

Etiquetas