Despliega el menú
Afición

Afición

Julios Salinas: "Esta oportunidad es como un máster de primer nivel para mí"

El aragonés se ha incorporado esta temporada a la cantera del Villarreal como preparador de porteros del Benjamín A y el Alevín A. Solo otros 31 entrenadores en España cuentan con la licencia UEFA A, que permite trabajar en el extranjero como técnico especializado en guardametas.

El aragonés Julio Salinas, técnico de porteros en la cantera del Villarreal.
El aragonés Julio Salinas, técnico de porteros en la cantera del Villarreal.

Julio Salinas ha sido preparador de porteros y coordinador del fútbol base del Barbastro, profesor en la Escuela Aragonesa de Entrenadores y técnico para la FAF, pero desde hace dos semanas forma parte de la estructura del Villarreal CF. ¿Cuál es su función allí?

Hemos de partir de que en el Villarreal trabajan de una manera diferente: los cuerpos técnicos están formados por cuatro o cinco personas que trabajan con dos equipos del fútbol base y yo soy el preparador de porteros del Benjamín A y del Alevín A. Además la metodología es activa, no hay entrenamientos específicos, son entrenamientos globalizados y enfocados al juego.

¿Cómo surge la posibilidad de ir al Villarreal?

Hace un par de años estuve en un curso de entrenadores en Madrid. Era la primera promoción para obtener la licencia UEFA A –permite trabajar como entrenador de porteros fuera de España– y allí coincidí con un coordinador del Villarreal que me habló de la metodología que utilizaban, similar a la que yo he trabajado en mi vida como profesor de educación física y que he aplicado al fútbol. Esa persona me informó en agosto de que habían creado dos plazas nuevas y de que mi perfil les encajaba, así que no podía dejar pasar esta oportunidad porque para mí es como hacer un máster de primer nivel.

Se le ve muy feliz.

Estoy muy contento porque me he encontrado con una gran calidad humana. Entre las personas de los cuerpos técnicos, todo el mundo quiere colaborar y compartir sus experiencias, así es normal que sea un club de referencia. Y es que otra característica del Villarreal es que desde que llegas te das cuenta que todo es muy normal. Por ejemplo, hay un campo fuera de la Ciudad Deportiva, que es donde se ejercita el primer equipo. Tienen la idea clara de que es el equipo del pueblo y que no se debe cerrar ni esconder. Han desmontado la idea generalizada de que los equipos profesionales tienen que estar en un búnker.

¿Qué es lo que más le ha sorprendido de su nuevo club?

Lo primero es que si sacas al primer equipo, todos los esfuerzos van destinados al fútbol formativo. Son constantes las reuniones con entrenadores para que a su vez estos formen a los chavales de cara a un desarrollo adecuado como futbolistas. El Villarreal no solo es una fábrica de jugadores, también se preocupa mucho de la formación del jugador más allá del fútbol.

A pesar de que la figura de entrenador de porteros cada vez es más habitual en el fútbol base, cuesta encontrar preparadores específicos y con titulación.

Entrenadores titulados hay muchos, pero especialistas en la preparación de guardametas hay muy pocos. En España solo hay 32 licencias UEFA A para entrenar a porteros.

En las categorías inferiores hay varios jugadores aragoneses: Diego Lázaro, Alejandro Millán y Manu Morlanes. De este último se aprecian detalles de 'crack'.

De Morlanes todo el mundo aquí habla muy bien, no solo por su calidad, sino también por lo comprometido e implicado que está. Es un chico que controla todo lo que rodea a su equipo.

Etiquetas