Despliega el menú
Branded
noticia patrocinada

Un viaje al pasado a través de antiguos tesoros

Los días 22 y 23 de febrero, la Sala Multiusos del Auditorio acogerá la XIII Feria de Antigüedades de Zaragoza.

El olor a libro viejo, el tacto de las telas bordadas de antaño, la nostalgia de esos pequeños juguetes de madera… Detalles que nos transportan a un pasado lleno de recuerdos y vivencias. El fin de semana del 22 y 23 de febrero, la Sala Multiusos del Auditorio acogerá la XIII Feria de Antigüedades de Zaragoza, cuyo éxito ha ido creciendo a lo largo de los años, llegando a albergar a unas 3.000 personas. Más de 60 anticuarios y almonedistas se darán cita en la capital aragonesa para invitar a todos los asistentes a un precioso viaje por el túnel del tiempo.

Curiosity Antic, compañía con más de 10 años de experiencia en el sector, es la encargada de organizar este evento, que dispondrá de expositores de diversas zonas del territorio español y de países vecinos como Reino Unido, Francia o Bélgica. Esteban Giner, coordinador e impulsor del encuentro, asegura: “Zaragoza es un referente de las antigüedades en toda España y una de las ciudades donde mejor acogida tiene la muestra”.

La feria contará con más de 30.000 objetos a la venta, piezas únicas entre las que se pueden encontrar auténticos tesoros: muebles, porcelanas, cerámicas, arte oriental, joyas Isabelinas, telas, decoración, plata, teléfonos, cámaras de fotos, esculturas, relojes, juguetes, alfombras, libros, monedas, etc. Concretamente en Zaragoza, “existe una alta demanda de textiles antiguos, como mantones de manila, encajes, bordados y ropas de antaño”, señala Esteban Giner.

Se trata de un evento abierto al gran público con precios muy económicos, por lo que no solo coleccionistas y profesionales del sector podrán apreciar las maravillas de las piezas expuestas, sino que cualquier amante de la decoración retro y del estilo ‘vintage’ podrá encontrar ese exclusivo objeto que tanto tiempo llevaba buscando para decorar su hogar o para hacer un bonito regalo. “Esta feria va dirigida a todo tipo de público y todas las edades -incide Esteban Giner-. El objetivo es conseguir la mayor afluencia de público posible y que los asistentes salgan con un buen sabor de boca, que encuentren ese objeto único o que simplemente vengan para dar un paseo por el pasado y disfruten de la gran variedad de objetos que se exponen”.

La XIII Feria de Antigüedades permanecerá abierta los días 22 y 23 de febrero en horario de 11.00 a 21.00. El precio de la entrada es de 4 euros en taquilla o de 3 euros con la presentación del bono descuento o la entrada anticipada 'online'. Los menores de 12 años que acudan acompañados por un adulto podrán entrar gratis.

Asimismo, cabe señalar que el domingo a las 17.00 se sorteará, entre el público asistente, un vale de 200 euros para compras en cualquiera de los ‘stands’ de la muestra. Un atractivo aliciente para darse una vuelta por la feria, buscar alguna reliquia escondida y probar suerte.

Etiquetas