Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Salud

Los padres del bebé que quedó tetrapléjico en el parto lamentan que no se inhabilitara al ginecólogo

El Gobierno de Aragón ha anunciado que indemnizará con 750.000 euros a los padres del bebé.

Efe. Zaragoza Actualizada 26/02/2016 a las 10:38
El abogado del Defensor del Paciente en Aragón, Ricardo Agóiz, junto a los padres del bebéAránzazu Navarro

Los padres de un bebé que quedó tetrapléjico por las secuelas que le causó la utilización de fórceps en el parto en el Hospital Miguel Servet de Zaragoza lamentan que el ginecólogo que atendió el nacimiento no fuera inhabilitado para el ejercicio de su profesión, al menos durante un tiempo.

"Cuando nos dieron el diagnóstico y vimos la gravedad de las secuelas decidimos interponer una denuncia para que lo inhabilitaran" en 2014, ha afirmado Carolina Apuntate, la madre del niño que nació en estado muy grave y que este sábado, 27 de febrero, cumplirá dos años. Sin embargo, esa denuncia interpuesta por los servicios jurídicos de 'El Defensor del Paciente' en el  juzgado de Instrucción número 4 fue archivada, al considerar el médico forense que no había existido negligencia.

Los padres han comparecido en rueda de prensa, acompañados de la presidenta y el abogado de El defensor del paciente, Carmen Flores y Ricardo Agoiz, respectivamente, después de que el Gobierno de Aragón haya anunciado que indemnizará con 750.000 euros a los padres del bebé tras llegar a un acuerdo con la familia.

Carolina, a quien le indujeron el parto por estar ya en la semana 41 más cinco días, ha recordado cómo ocurrieron los hechos y ha asegurado que, como profesional de la sanidad -trabajaba de enfermera en el mismo hospital-, es plenamente consciente de todo lo que ocurrió en el quirófano.

"El médico se empecinó en utilizar los fórceps", a pesar de que el niño no bajaba hacia el canal del parto y estaba en lo que técnicamente se llama plano 3, en lugar de en el 2, que es, según ha asegurado, el adecuado para usar este tipo de herramientas.

"Pasé al quirófano sin que el bebe estuviera monitorizado y entonces el ginecólogo se puso a sacarme el bebé con el fórceps, instrumento que se le cayó al suelo; pidió otro pero no había otro fórceps y ya no sé cómo deciros cómo me los sacó", ha afirmado.

Ha recordado también que las enfermeras del quirófano tenían la caja de cesárea preparada, pero que en ningún momento el médico quiso utilizarla y que tras el parto sufrió una hemorragia masiva.
A raíz de este suceso, Carolina dejó de trabajar para atender a su hijo, quien necesita cuidados las 24 horas del día, debido a la tetraplejia de por vida, provocada por la lesión bulbo medular provocada por las lesiones en el parto.

Cuando comprobaron las lesiones que tenía el bebé, los padres acudieron a los servicios jurídicos de 'El defensor del paciente' para interponer una denuncia por la vía penal en el Juzgado de Instrucción número 4, que fue archivada, al considerar el médico forense que no había existido negligencia.

Este dictamen del forense continúa sorprendiendo al abogado de El defensor del paciente, Ricardo Agoiz, que no llega a entender cómo siendo tan graves las consecuencias provocadas al bebé y quedando clara la utilización del fórceps durante el parto, se concluyera que no había habido negligencia, cuando, además, se han producido casos similares en España, ha dicho.

El informe del forense es totalmente "contradictorio" con el acuerdo alcanzado con el Gobierno de Aragón que ha admitido el error, sin necesidad de llegar a una resolución judicial, y ha decidido indemnizar a los padres con 750.000 euros para atender las necesidades del niño a lo largo de su vida, ha comentado.
También, Carmen Flores, presidenta de la asociación, ha criticado el "corporativismo atroz" que existe en la Sanidad.

Tras hacer una estimación de las necesidades del niño, la madre ha explicado que han aceptado el acuerdo, porque sin el dinero de la indemnización no podían hacer frente a muchos de los gastos inmediatos, como la compra de una furgoneta especial para poder trasladar al niño en la silla adecuada.

"Para estar aquí tranquilos hemos tenido que dejarlo con una enfermera", ha manifestado Carolina, quien ha añadido que su mayor temor y lo que no le deja dormir por las noches es que la máquina que ayuda a respirar a su hijo se desconecte sin que ellos se den cuenta.

No obstante, más allá de la indemnización que, según el abogado no cubrirá todos los costes del cuidado del niño a lo largo de su vida, Carolina ha lamentado que el médico no fuera inhabilitado y ha recordado que en ningún momento de los seis meses que estuvieron en la UCI subió a preguntar y preocuparse por ellos.

La presidenta de El Defensor del Pueblo, Carmen Flores, quien también es madre de un hijo tetrapléjico por negligencia médica, ha explicado que estos casos no responden a una situación anómala, sino que son más frecuentes, lo que ocurre es que "solo se ve una mínima parte".

En 2015 Aragón se tramitaron 150 presuntos casos de negligencia médica por vía administrativa -120 en Zaragoza y 30 entre Huesca y Teruel- y a la asociación llegaron un total de 661 quejas, que suponen un 30 % de los casos reales, ha explicado Flores. 

Ir al suplemento de salud







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual