Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Cierzo

José Luis Blanco Actualizada 06/04/2013 a las 18:59
0 Comentarios

Un día “La Pilarica”, se encontraba paseando por la orilla del Ebro cuando observó que su casa estaba un poco polvorienta. ¡Qué hacer! Pensó.

-¡Ya lo tengo!-

Llamó a los ángeles les dijo cuál era su problema y estos encantados de agradar a su señora, se pusieron manos a la obra, hasta que al llegar a las torres se dieron cuenta de que estas eran tan altas que casi no llegaban y además el polvo que quitaban unos se ponía donde habían limpiado otros.

¿Cómo solucionar esto?

Entonces uno de ellos, el más pequeñico les dijo a los demás:
Mirad nos pondremos todos en aquel monte que le llaman Moncayo, agitaremos todos las alas a la vez y haremos un viento que se llevara el polvo de todas las torres.-


Se lo dijeron a la Virgen y a ésta le pareció una idea estupenda. Y así lo hicieron. Desde entonces casi todos los días agitan sus alas para que con el viento La Virgen tenga limpia su casa.

Por cierto desde ese día La Virgen tiene que ponerse el manto bien “sujetico”.
José Luis Blanco







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual