Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Lambán advierte a Podemos de que no asumirá nada que no sea "realizable"

El PSOE verificará la viabilidad "legal y económica" de las líneas rojas de Echenique. CHA pide sumarse a las negociaciones y dice que el acuerdo es "perfectamente posible". El partido morado se niega a negociar a tres bandas e insiste en avanzar en un "cambio real".

R. Goyeneche. Zaragoza Actualizada 06/07/2015 a las 09:02
Las comisiones negociadoras de PSOE y Podemos celebraron ayer su segunda reunión.A. alcort

"La música no suena demasiado diferente". El líder del PSOE y candidato a presidir Aragón, Javier Lambán, se mostró ayer confiado en poder llegar a un acuerdo de investidura que le asegure el Pignatelli "con buena predisposición por todas las partes", aunque advirtió que no asumirá nada que no sea "realizable". Aunque no quiso entrar en los puntos que podrían complicar el acuerdo, el secretario general de los socialistas sí anunció que el PSOE someterá el decálogo que el lunes le hizo llegar Podemos a "estudios de viabilidad legal y económica" para no hacerse "trampas los unos a los otros".

"No adquiriremos compromisos que no estén acordes a la legalidad vigente y no puedan materializarse desde las competencias y las disponibilidades presupuestarias", avisó. Y defendió que, si bien los acuerdos han de ser "ambiciosos y responder a las demandas ciudadanas", han de ser sobre todo "realizables" para no defraudar las expectativas. Por eso, vio "matizable", por ejemplo, el plazo de tres meses que exige la formación morada para materializar la mayoría de sus propuestas.

Pese a que Podemos no tiene ninguna prisa y prevé una negociación larga que apure incluso el plazo legal de dos meses desde la constitución de las Cortes, Lambán urgió a avanzar "sin pausa" porque, según recordó, "hay mucha gente esperando, una Universidad pública que aguarda un nuevo gobierno, y unos presupuestos que redactar". Y sería "bueno", señaló, acometerlo desde "muy pronto", ya que auguró que "la primera sorpresa desagradable que se encontrará el nuevo Ejecutivo" será "la realidad de las cuentas". Lamentó el tiempo "quizás excesivo" transcurrido desde el 24-M hasta el inicio oficial de las conversaciones y confió en que a partir de hora las negociaciones se desarrollen a "velocidad de crucero".

Lambán se mostró esperanzado en poder llevar a buen término las negociaciones, tras reunirse con CHA, cuyos dos diputados son imprescindibles para lograr la mayoría absoluta que garantizaría el gobierno a los socialistas, y constatar "el altísimo grado de coincidencia" en propuestas y en la visión del escenario. Hay que recordar que el PSOE obtuvo 18 escaños y Podemos 14 y que la mayoría pasa por los 34 diputados. Tan satisfecho se le vio al socialista tras el encuentro, en el que CHA le hizo entrega de sus 50 medidas prioritarias, que confió, incluso, en poder "planificar una acción de gobierno que vaya más allá de un acuerdo de investidura".

Acuerdo "inmediato"

La buena predisposición del candidato nacionalista, José Luis Soro, que aseguró que el acuerdo de investidura es "perfectamente posible", que podría ser "inmediato" y que "puede y debe" haber gobierno en junio, arroja más presión a la formación de Echenique, a la par que le resta margen de maniobra. Soro aseguró que hará "todo lo posible" para que no haya nuevas elecciones y solo puso dos condiciones para apoyar la investidura: conseguir un gobierno "estable y sin fecha de caducidad", refiriéndose a las elecciones generales de finales de año, y de izquierdas, ya que no contempla ningún escenario que incluya a Ciudadanos. Por eso, solicitó incorporarse a las negociaciones con Podemos desde hoy mismo.

Sobre el pulso por la Presidencia, censuró que desde el partido morado se mantenga "artificialmente" una cuestión que no existe –"ya que tiene que ser presidente quien obtuvo los votos para serlo"– y lamentó "las estrategias de algunos" para retrasar las conversaciones.

Antes de sentarse a negociar, quiso dejar claro que su partido no entrará en la Mesa de las Cortes y avisó, como ya hicieran los socialistas la víspera, de que si no hay acuerdo por parte de las fuerzas de la izquierda, la derecha tendrá mayoría en función de los resultados de las elecciones y podrá controlar el órgano rector del parlamento autonómico. Por todo ello, instó a Podemos a que si quiere un puesto en la Mesa empiece a negociar con PSOE y con su formación para llegar al próximo día 18 con una propuesta cerrada.

Por su parte, Podemos se negó ayer a negociar a tres bandas, tras la petición de CHA y volvió a mandar un recado a los socialistas. Como ya hicieran la víspera, insistieron en que el PSOE debe demostrar aún su voluntad de trabajar para lograr "un cambio real".







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual