Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

EMPRENDEDORES

Un zaragozano "reabre" la ruta del té para escapar de la crisis

Jorge Usán, artista zaragozano que como tantos otros ha sentido los efectos de la crisis, ha decidido que la salida a esta pasa por China.

ANTONIO BROTO. PEKÍN Actualizada 03/11/2011 a las 16:14
5 Comentarios
Jorge UsánANTONIO BROTO

Jorge Usán, artista zaragozano que como tantos otros ha sentido los efectos de la crisis, ha decidido que la salida a esta pasa por China, iniciando una aventura empresarial basada en el negocio que durante siglos presidió las relaciones entre Oriente y Occidente: el té.

El artista y ahora también emprendedor ha decidido llevar al mercado español un clásico producto oriental, el té, que sin embargo es todavía relativamente desconocido en nuestro país, donde predominan las variedades de té "inglesas", cultivadas en India o África y con un proceso de fabricación y un sabor totalmente diferentes.

"La idea surgió tras 8 o 9 años viajando por Asia. Siempre me había sentido atraído por el té y conocí en 2009 a un productor de Puerh, que es donde se cultiva el mejor y el único que se puede conservar durante años", cuenta Usán, que vive a caballo entre Pekín, Zaragoza y Monterrey (México).

Por ello, agrega, se decidió a imitar a los mercaderes de antaño y lanzarse a la importación de té, algo que, asegura, le convierte en el primer comerciante español de este producto chino en los tiempos actuales:

"Eso dice por lo menos el Ministerio de Agricultura chino, pues el té de China en España lo llevan marcas multinacionales", afirma.

Antes, Usán ha sido uno de los artistas españoles que se asentó en Pekín para desarrollar un arte en el que experimenta con nuevas tecnologías y soportes aún no usados, y ahora el negocio del té le sirve para garantizarse cierto soporte económico en este camino creativo.

Nació así "TTT", la marca que el zaragozano espera vender en las tiendas gourmet de las principales ciudades españolas, y en la que su lado artístico ha quedado plasmado en el estilizado diseño del envase, en el que predomina el negro, como en sus obras de arte (también ha participado en él la compañía aragonesa Activa Diseño).

Tras la idea inicial, como es habitual a la hora de emprender negocios en China, ha hecho falta un largo proceso de conversaciones y regateos con proveedores chinos en los que ha hecho falta "mucha paciencia".

"No es fácil fabricar aquí, por lo menos en el norte de China que es lo que conozco, hay que estar muy encima, pues hay muchas trabas que superar y los estándares de calidad no son los mismos que en Europa", cuenta el aragonés, que aconseja a quienes quieran seguir sus pasos que se mentalicen de que el país asiático no es sencillo.

"Hay que estar muy preparado para hacer negocios, y no es fácil vivir en Pekín, donde seguimos siendo extranjeros, por muchos amigos que tengamos", destaca Usán, quien pese a todo considera la capital china como su segunda casa y su base en primavera y verano.

La experiencia le ha servido, cuenta, para zambullirse en el mundo del té, tan complejo como el del vino en España, y espera que con iniciativas como la suya el té gane en prestigio en el mercado español.

"Se trata de lavar un poco la cara que tiene el té en la sociedad, donde se le ve como 'para la gente mayor'. Es un mundo fascinante y hay que acercarlo a la gente joven", explica, añadiendo que en China es una bebida muy ligada a los artistas de todas las edades.

"Es como la cultura del vino en China, donde antes no se conocía pero ahora cada vez se extiende más. La gente irá adentrándose en el té, sobre todo porque tiene propiedades para la salud increíbles", comenta el artista aragonés.

Al mismo tiempo, Usán considera que el té "de desayuno inglés", que predomina en el mercado español, no está a la altura del chino: "Es un té 'de garrafón' que un chino no tomaría, pues en él se mezcla la hoja, lo auténtico, con ramas, raíces, todo machacado y mezclado".


  • Puesamimeparecebien07/11/11 00:00
    Oye, si él cree que el té inglés es de mala calidad, me parece una opinión válida... ¿Desde cuándo no se puede criticar a la competencia? En la ley del libre mercado es válido, y más si resulta que es un problema de calidad que puede afectar a la salud... A mí me parece bien.
  • belen05/11/11 00:00
    Estoy con Carlos, mal empieza pisoteando de esa forma a otra variedad de té o como dice el señor emprendedor "el té de garrafón".
  • Carlos04/11/11 00:00
    Empieza bien su actividad comercial, criticando a la competencia. Seguro que a los chinos no les gusta el té inglés; pero en vez de criticar el producto, igual no les gusta por un factor cultural. Lo mismo que yo no comería gusanos, escorpiones fritos u otras delicatessen chinas; o ellos mezclan el vino con soda o Ginger ale debido a que tiene un ?sabor fuerte?. Sr. Usán el gusto como los colores, todos tenemos el nuestro; y sin menos preciar el del vecino.
  • pableras04/11/11 00:00
    ¿Y que mas nos da lo que haga este señor? Parece una noticia para llenar el periodico en Agosto...
  • Luis03/11/11 00:00
    Voy a tener que dejar de tomar garrafón para desayunar, yo que lo había importado de Irlanda.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual