Castejón de las Armas: del cerro a la fuente de los enamorados

El ritmo del pueblo lo marcan los septuagenarios, que han sabido optimizar energías a la hora de aprovechar los tesoros del entorno y organizar el día a día en clave de moderado optimismo.

Etiquetas
MÁS VÍDEOS RELACIONADOS
ÚLTIMOS VÍDEOS