Despliega el menú
Viajes

turismo

Aragón en bici para una escapada en familia

La Comunidad ofrece 2.000 kilómetros ciclabes, distribuidos en más de 300 rutas señalizadas y clasificadas según su dificultad y el público al que se orientan.

La vía verde del Tarazonica conecta Tarazona y Tudela.
La vía verde del Tarazonica conecta Tarazona y Tudela.
Heraldo

El turismo sobre ruedas es una alternativa cada vez más popular, ya sea entre grupos de amigos como para familias. Y es que la bici es un medio que permite practicar deporte a todos los niveles al mismo tiempo que se conocen parajes y espacios naturales únicos. Su ya de por sí atractivo natural se incrementa en una época en la que las actividades al aire libre (mientras las condiciones meteorológicas lo permitan) son las más demandadas.

Las opciones que ofrece Aragón como territorio BTT se pueden consultar en Aragón Bike, una web impulsada por el Gobierno de Aragón donde se aglutinan todas las rutas para realizar con bicicleta de montaña, clasificadas por niveles y con toda la información necesaria.

Las vías verdes, la mejor opción para debutantes

Quienes se estrenen en esto de la bici o vayan con niños pequeños, la Comunidad ofrece cinco vías verdes perfectas para debutantes. Como en el resto del país, en Aragón se han aprovechado antiguos trazados ferroviarios ya en desuso para habilitarlos como caminos tanto para pasear como para ir en bicicleta.

De las cinco aragonesas, una está en la provincia de Huesca, la del Canfranero. Es un sendero de 4,6 kilómetros que corresponde con la antigua línea Huesca-Canfranc. Las dos de Zaragoza son la del Anillo Verde, con 2,6 kilómetros de carril bici en la misma ciudad por donde antiguamente pasaba el tren de Teruel; y la del Tarazonica, que va desde Tudela hasta Tarazona. El sendero recorre la orilla del río Queiles por donde antes circulaba el tren que da nombre a la ruta.

En Teruel, una de las dos opciones es la vía verde de la val de Zafán, con dos tramos, uno entre la Puebla de Híjar y Puigmoreno, y otro por el Matarraña, desde Valdealgorfa hasta Arnes-Lledó, en el límite con la provincia de Tarragona. La otra propuesta es la de Ojos Negros, en la comarca del Jiloca, por donde transcurre el segundo tramo de la vía verde que sale desde Sagunto, en la Comunidad Valenciana.

Salida en BTT por el Campo de Daroca.
Salida en BTT por el Campo de Daroca.
Club Montaña Daroca

Rutas sencillas en la provincia de Zaragoza

La provincia de Zaragoza, por su orografía, es la que más opciones de turismo en bici de nivel bajo ofrece. A la hora de escoger la ruta conviene fijarse no solo en la distancia en kilómetros de la ruta, sino también en su desnivel o en si existen tramos de sombra y zonas de descanso durante el camino. Estas características son especialmente importantes si se va con niños o con personas que se inician en el cicloturismo.

Sin salir de la ciudad, además del ya citado anillo verde, se pueden realizar otras rutas fáciles. Una opción para familias es dar la vuelta al Ebro por ambas márgenes, saliendo desde el puente de Manuel Jiménez Abad y llegando hasta la Torre del Agua, para después volver por la otra orilla. En total, son 12 kilómetros para recorrer en una hora y media.

Si se quiere combinar la actividad física con el turismo, fuera de Zaragoza hay algunas opciones que llevarán a los ciclistas hasta enclaves de interés. En el Bajo Cinca, por ejemplo, la ruta entre Mequinenza y el Poble Vell pasa por el castillo y termina en el pueblo viejo, ya desaparecido. Son solo dos kilómetros, unos 45 minutos de ida y vuelta.

Sin salir de esta comarca, la ruta de Aubera va por el camino de Sirga y, también desde Mequinenza, llega hasta la mina de los Boqueretes. En total, 11 kilómetros y dos horas de ruta con salida y llegada al mismo punto.

En el Campo de Daroca, se puede llegar en bici hasta la laguna de Gallocanta, famosa por ser hogar de grullas. Existe una ruta señalizada, la PR-Z 18, que va desde Las Cuerlas hasta Berrueco, pasando por el citado humedal. Son 9 kilómetros sin apenas desnivel que se recorren en una hora.

Almonacid de la Cuba, con su famosa e imponente presa, es el destino de otra de las propuestas de ruta en bici para familias. Es la PR-Z33, que sale desde Lécera, pasando por la ermita de San Jorge, en la comarca de Campo de Belchite. El recorrido es de algo más de once kilómetros, con un tiempo estimado de una hora.

Ruta BTT por la ribera del Alcanadre, en el Somontano
Ruta BTT por la ribera del Alcanadre, en el Somontano
Turismo Somontano

Rutas en la provincia de Huesca

Pese a su orografía de montaña (especialmente en el Pirineo), la provincia de Huesca también ofrece alternativas de rutas en bici sencillas. A continuación, algunas de poco desnivel y fáciles para poder recorrerlas en familia.

En el entorno del embalse de la Sotonera, en la Hoya de Huesca, un sendero habilitado para ir en BTT parte desde la localidad de Bolea, pasando por Plasencia del Monte y Quinzano para regresar después al punto de partida. En el camino, cuya distancia es de algo más de 14 kilómetros se cruza por los ríos Sotón y Riel, en un entorno de vegetación de ribera.

Algo más larga, de unas dos horas de duración (22,5 kilómetros), es la ruta que recorre la ribera del Alcanadre, en el Somontano de Barbastro. Se trata de una propuesta circular, con salida y llegada en Peralta de Alfocea, pasando por la localidad de Torres de Alcanadre. El paisaje es árido, con montículos entre campos de cultivo antiguamente de secano y convertidos ahora al regadío.

En el Pirineo también existen alternativas sencillas, como la ruta que lleva desde Sallent hasta el embalse de la Sarra, en el Alto Gállego. Es una vuelta fácil que permite conocer el casco urbano de la localidad del Valle de Tena para llegar después hasta el embalse, descansar, comer algo y regresar al punto de partida. En total, la distancia no llega a los diez kilómetros, con una duración sin paradas de una hora y veinte minutos.

La vía verde de la val de Zafán, en el tramo del Matarraña.
La vía verde de la val de Zafán, en el tramo del Matarraña.
Comarca Matarraña

Rutas en la provincia de Teruel

Las rutas que ofrece la provincia de Teruel, a excepción de las vías verdes ya comentadas, son en general de nivel medio. En cualquier caso, existen alternativas con un desnivel moderado y no demasiado largas para poder hacer en familia. Además, algunas opciones pasan por enclaves naturales o patrimoniales de interés.

Es el caso de la ruta señalizada del camino del río Tajo, en el límite entre la provincia de Teruel y la colindante Castilla-La Mancha. La propuesta parte desde la localidad turolense de Villar del Cobo, en dirección al nacimiento del Tajo, por la orilla del río Guadalaviar. El paisaje va cambiando, desde los campos de labor y los pastizales del primer tramo pasando por bosques de pinos, principalmente, hasta la vegetación de ribera del final. El recorrido es de 25 kilómetros, con un tiempo estimado de algo más de dos horas.

La ermita de Santa Bárbara y la zona abierta de minas de Crivillén o el monasterio del Olivar, en Estercuel, el único que conserva vida monacal en Aragón, son algunos de los puntos de interés por los que pasa la siguiente propuesta en bici de la provincia de Teruel. Se trata de la ruta de La Muela, en la comarca de Andorra-Sierra de Arcos. Es un recorrido circular de 24 kilómetros, con salida y llegada a Estercuel, de dificultad media por el desnivel de 540 metros que presenta.

Apúntate a la newsletter de turismo y recibe en tu correo una selección de propuestas para viajar y descubrir la comunidad aragonesa. 

Etiquetas
Comentarios