Aragón
Suscríbete por 1€

Un recorte de 60 millones en Correos pone en jaque el servicio diario en los pueblos

Los sindicatos avisan de que el total destinado en los PGE al Servicio Universal Postal afectaría a entre 30 y 40 empleos.

Un cartero rural en un municipio soriano por la zona de Almajano y alrededores-
Un cartero rural en un municipio soriano por la zona de Almajano y alrededores-
Luis Ángel Tejedor

Con un recorte de 60 millones de euros y 120 millones en total destinados en los Presupuestos Generales del Estado de 2017, Correos no puede hacer frente al servicio universal postal, cuyo coste para todo el país es de 230 millones, según cifra Comisiones Obreras. Los sindicatos del sector prevén que se vean afectados en Soria entre 30 y 40 empleados, de los 130 totales, y que quede comprometida la entrega cinco días a la semana.

"No podemos crear ciudadanos de primera en las ciudades y ciudadanos de segunda en los medios rurales que no puedan acceder a los servicios", critica Fernando Garcés, secretario provincial de CC. OO. en Correos. El servicio postal universal "lo que hace es garantizar que todos lo ciudadanos reciban el correo", detalla el sindicalista. Se refiere a las cartas y paquetes que se envían de forma ordinaria, al margen del resto de fórmulas que utiliza la empresa pública. Con el recorte en las cuentas nacionales "se corre el riesgo de que deje que prestarse el servicio cinco días y puede ocurrir que los ciudadanos de los núcleos rurales tengan que trasladarse a otros más grandes", significa Garcés, que estuvo ayer acompañado en rueda de prensa por Rosa María Campanario, secretaria postal de UGT, e Iván Cubero, delegado provincial del Sindicato Libre.

Según las estimaciones de los sindicatos, "en Soria ciudad o municipios más grandes, como Almazán u Ólvega, será rentable la prestación, pero no en un municipio pequeño, donde no llegan las privadas porque no es rentable". De hecho, explica Garcés, este montante "no es una subvención, sino el pago por la prestación de un servicio que las empresas privadas no prestan porque es deficitario, por eso tiene esa consignación para pagarlo". Recuerda con ello que las oficinas de Berlanga, Vinuesa y Arcos de Jalón ya redujeron hace unas semanas las horas de atención hasta "tres al día". Hay otras siete en la provincia, una en Soria capital y otras seis con horario completo en Almazán, Ólvega, Ágreda, San Leonardo, San Esteban y El Burgo de Osma.

Tal y como relata Garcés, hay carteros que en la actualidad recorren hasta 180 kilómetros al día, con un máximo de 200, y otros pueden visitar hasta una veintena de municipios. Reconocen los sindicalistas que hasta el momento no ha habido despidos en Correos, aunque sí jubilaciones y excedencias incentivadas, pero saben que el recorte "es un tercio y va a tener su repercusión en un tercio de salario, de plantilla… de algún lado tiene que salir". Por ello es por lo que, con el máximo de kilómetros realizables, es posible que si hay menos carteros sean los propios vecinos del mundo rural quienes se trasladen. Saben que es posible "que haya oficinas que no puedan abrir todos los días".

Otro medio millón y la huelga

Los sindicatos CC. OO., UGT, CSI-F y Sindicato Libre, con el 85% de la representación en Correos, han comenzado una ronda con los grupos políticos para "mitigar el recorte". Este era 60 millones, pero una enmienda del diputado de Foro Asturias de 0,5 millones para su red ferroviaria lo incrementaría. Garcés recordó que el PSOE "presentó una enmienda que decía que este recorte era una barbaridad y hacía inviable la prestación del servicio". Si las no conversaciones no llegan a término, "se vislumbra una huelga general".

En este sentido, el colectivo pone el acento en que este mismo recorte "estrecha los márgenes para alcanzar un acuerdo en el Convenio Colectivo, bloqueado hace tres años y medio, y para el pacto salarial que exigen tras más de seis años de congelación y recorte".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión