Sociedad
Suscríbete

RELIGIÓN

Un juez británico determina que una azafata no pueden llevar una cruz cristiana con su uniforme

Pese a dar la razón a British Airways, la compañía había autorizado ya al uso de elementos religiosos.

Una azafata de British Airways perdió la demanda interpuesta contra la compañía por discriminación religiosa al no poder llevar una cruz cristiana con su uniforme. Nadia Eweida, de 56 años, denunció a la compañía ante un tribunal laboral por sentirse discriminada como cristiana y no poder exhibir una cruz, mientras que otras compañeras musulmanas si podían vestir el pañuelo o ‘yihab’.

British Airways, que cambió tras este polémico incidente esa política y ahora permite las cruces o las cadenas, alegó que era política de vestimenta y que no iba en contra de los cristianos.

El caso se destapó en 2006 cuando la compañía exigió a Eweida que retirara su cruz o la escondiese debajo del uniforme. Un portavoz de la compañía aseguró que "estamos encantados de que el tribunal haya apoyado nuestra posición. Nuestra política permite los símbolos religiosos y se desarrolla en una empresa con un personal multirreligioso", añadió.

Eweida, que todavía trabaja para la compañía, prometió volver al trabajo llevando la cruz