Despliega el menú
Sociedad
Suscríbete

TOROS EN ZARAGOZA

Tarde de mansos, sobreros y nulo contenido artístico

Tarde de mansos, sobreros y nulo contenido artístico en Zaragoza
Tarde de mansos, sobreros y nulo contenido artístico en Zaragoza
A PHOTO AGENCY/TONI GALÁN

Una novillada imposible de Pilar Martínez, por floja y descastada, echó por tierra todas las posibilidades de lucimiento de la terna, hoy, en el cierre de la temporada en Zaragoza.

 Alejandro Enríquez apenas pudo hacer nada con su flojo primero, un novillo que anduvo constantemente por los suelos y con el que no llegó a estructurar faena.

El cuarto fue otro sobrero del mismo hierro, manso de solemnidad y también sin fuerzas con el que Enríquez no paró de correr detrás de él, sin llegar a conseguir nada reseñable.

El primero de Imanol Sánchez apenas se mantuvo en pie, pero aún así el joven espada trató de buscarle las vueltas a base de disposición y querer mucho, a pesar de que su labor no fue a ninguna parte.

Y con el quinto, más de lo mismo. Otro novillo blando y "rajado", imposible para hacer el toreo, con el que Sánchez estuvo correcto sin más.

Castaño tampoco tuvo oponente propicio en su primero, un sobrero tris en el límite de las fuerzas con el que tan sólo pudo estar voluntarioso.

El que cerró plaza, sin fuerzas como todo el envío, al menos tuvo temple y calidad, lo que aprovechó Castaño para pegarle pases de cierta enjundia por el pitón izquierdo, aunque el conjunto tampoco fue gran cosa.

FICHA DEL FESTEJO.- Novillos de Pilar Martínez, el tercero como segundo sobrero, y también el cuarto, aceptablemente presentados, mansos y sin fuerzas, en general de muy poco juego. El más toreable, el sexto.

Alejandro Enríquez, silencio y silencio.

Imanol Sánchez, ovación tras aviso y silencio

Damián Castaño, ovación y silencio.

La plaza tuvo un cuarto de entrada.

Etiquetas