Despliega el menú
Sociedad

PELIGRO POR FUEGO

Las altas temperaturas disparan el riesgo de nuevos incendios forestales

Vuelve la alerta por las altas temperaturas y con ella el riesgo extremo de nuevos incendios forestales. En la jornada del domingo una quincena de fuegos permanecían activos en toda España, aunque los servicios de extinción se volcaban sobre todo en dos de ellos que seguían sin ser controlados: el que arrasa desde la tarde del sábado una zona de pinar de alto valor ecológico de Las Hurdes (Cáceres), y el que ha calcinado desde la semana pasada más de 8.000 hectáreas de terreno en Aliaga (Teruel).

En Las Hurdes, en el norte de la provincia de Cáceres, las llamas obligaron a desalojar una residencia de discapacitados psíquicos y sus 47 residentes fueron trasladados al municipio de Caminomorisco. En las últimas horas los equipos de extinción consiguieron estabilizar los tres focos del incendio. Según el consejero de Medio Ambiente de Extremadura, Jose Luís Navarro "la zona está mejor que ayer, prácticamente ya no se ven las llamas, pero solo se ha estabilizado de una manera precaria". Hay disparidad en cuanto a las estimaciones de la superficie afectada.

Mientras la junta de Extremadura afirma que son 436 hectáreas, el alcalde en funciones de la población de Nuñomoral, Juan Carlos Sendín, eleva la cifra a cerca de 3.000.La Junta de Extremadura ya está preparando el protocolo de actuación que se pondrá en marcha una vez estén sofocados totalmente los incendios para facilitar la regeneración natural de la zona y evitar que con las primeras lluvias del otoño se produzca la erosión del terreno.

Otro de los fuegos que continúa activo desde el pasado miércoles es el fuego de Aliaga (Teruel). Este incendio es el más grave y aunque está estabilizado no está del todo controlado. Las llamas han arrasado ya una superficie de 8.000 hectáreas y el nivel de gravedad continúa siendo dos. Además, las llamas llegaron hasta Ceuta, donde dos incendios casi simultáneos, provocados por un joven que huyó en motocicleta, arrasaron más de una hectárea de monte, según el Servicio de Extinción de Incendios.

Efectivos

Los incendios han arrasado ya más de 20.000 hectáreas en las localidades de Cuenca, Castellón, Almería, Teruel y Cáceres y han obligado a desalojar a miles de personas en todas estas provincias.

La Unidad Militar de Emergencias del Ministerio de Defensa tiene un total de 900 efectivos desplegados a día de hoy, a lo que hay que sumar los 12 medios aéreos puestos a disposición del Ministerio de Medio Ambiente. Miembros del Cuerpo Nacional de Policía y 4.000 efectivos de la Guardia Civil continúan trabajando, junto a los operativos competentes, en las labores de extinción. Además, Portugal ha puesto a disposición de España un avión para atender los incendios.

Etiquetas