Despliega el menú
Sociedad

RECONOCIMIENTO

La teleasistencia, una pantalla multitáctil y un estudio científico ganan el Don Bosco

La XXIII edición del premio nacional concluye en el colegio zaragozano Salesianos con la entrega de nueve galardones.

El polideportivo de Salesianos de Zaragoza era un hervidero de talento, juventud y nuevas ideas. Muchos curiosos, en su mayoría chavales, recorrían los expositores de los proyectos mientras preguntaban sobre los trabajos y los miraban fijamente ante la presencia de profesores y padres. Los concursantes reían, aunque a buen seguro pensaban en el fallo del jurado y si a la satisfacción de mostrar sus iniciativas al público se iba a sumar la alegría de resultar ganadores. La teleasistencia para discapacitados en silla de ruedas, una pantalla multitáctil y el estudio sobre el efecto de los campos electromagnéticos se llevaron la recompensa.

 

Sobre las 12.30 se despejó la incógnita y se dieron a conocer los galardones de la XXIII edición del Premio Nacional Don Bosco a la Innovación e Investigación Tecnológica. Horas más tarde, a las 19.00, se celebró la gala, a la que acudieron Eva Almunia, secretaria de Estado de Educación, y la consejera María Victoria Broto, entre otras autoridades. A las distinciones optaban los menores de 26 años estudiantes de Bachillerato o FP. En total, unos 200 alumnos, procedentes de 11 comunidades (y de Turín, Italia), que concurrieron con 70 proyectos, realizados con la vista puesta en su posible utilidad futura.

 

Los galardones principales fueron a parar a Utebo, a Logroño y a Pozuelo de Alarcón (Madrid). Hubo nueve premios añadiendo los accésit. El representante del IES Pedro Cerrada del municipio zaragozano obtuvo el primer premio (2.500 euros y un diploma) en el área tecnológica de electrónica, mecánica, electricidad, robótica y visión artificial. Y lo consiguió con el proyecto 'Minus Helper, teleasistencia para personas con discapacidad en silla de ruedas'. Francisco Javier Lafuente, acompañado por su tutor, Jesús Felipe Benedet, explicó que se trata de un sistema que recoge las incidencias (como una caída) que puede sufrir el usuario y alerta automáticamente a una centralita o a una terminal móvil.

Autonomía personal

Los elementos claves del proceso son el GPS y un módem GSM. Es posible saber el lugar donde se encuentra la silla de ruedas y conocer el tipo de alerta. El objetivo es facilitar que aquellos que sufran alguna discapacidad física disfruten de una mayor autonomía y se sientan seguros ante hipotéticos problemas.

 

Francisco Javier, de 23 años, debía presentar un proyecto para el ciclo superior y le animaron a concurrir al premio Don Bosco como una forma de motivación. Quería integrar en un mismo sistema la tecnología de la que disponía en clase y que tuviera una utilidad. Y un profesor le sugirió la idea de ayudar a los discapacitados. Ha contado con la colaboración de la Fundación DFA. El alumno y el docente se mostraron felices por el reconocimiento.

 

En el área tecnológica de telecomunicaciones, multimedia e informática, el 'gordo' recayó en Jesús José Jiménez, Jorge Serrano, Juan José Guijarro y el coordinador José Luis Andrés, del IES Comercio de Logroño. Una interfaz multitáctil, en la que pueden escribir varias personas a la vez, y el sistema de realidad aumentada son la carta de presentación de un proyecto por el que ya hay interesados. Con la realidad aumentada, si previamente introducimos información y una serie de patrones en el ordenador, se ve una recreación en 3D de la figura captada por una cámara. La aplicación puede servir para el aula del futuro y cuestiones empresariales. En el citado apartado, el colegio Salesianos recibió un accésit.

 

Ya en el área científica (física, química, biología, salud y medio ambiente) los agraciados fueron Ignacio Vidri y Pablo Ferrer, del centro madrileño Retamar. Realizaron un estudio del efecto de los campos electromagnéticos sobre los seres vivos, en concreto petunias, la mosca de la fruta y el pez cebra. Concluyeron que hay incidencia, pero es baja. En esta categoría, Salesianos fue recompensado con un segundo accésit.

Etiquetas